Museo Amparo ofrece una mirada material sobre los dechados

Con la exposición Dechado de virtudes. Historias de labores femeninas siglos XVIII-XX, el Museo Amparo propone que los espectadores conozcan las generalidades y particularidades de esta labor femenina que en el caso de México abarca desde el periodo Colonial, el siglo XIX y las primeras décadas del siglo XX.

Dechado es una palabra todavía afín al conocimiento popular, quizá por el sentido metafórico que contiene: dechado de virtudes. No ocurre lo mismo con su sentido histórico, en donde existe el desconocimiento general de su materialidad ya que el tiempo ha ido desdibujando este aspecto. 

La curadora de la muestra Mayela Flores señaló que a través de 111 ejemplos venidos de diversas colecciones museísticas y particulares del país, se podrán reconocer algunos de los aspectos de esta práctica iniciada en la Europa occidental en el siglo XIV, que tuvo su mayor auge de producción entre los siglos XV y XVI en países como España, Alemania e Italia. 


Dechado de Virtudes en el Museo Amparo

Durante una rueda de prensa, señaló que en el caso de México, los dechados más antiguos son del segundo tercio del siglo XVIII aunque no se encuentran muchos ejemplos de dicha etapa temprana, debido a que se encuentran fuera del país. Por ello, los primeros dechados que pueden apreciarse datan de finales del siglo XVIII e inicios del XIX.

Los dechados, explicó Flores, son pequeños lienzos cuadrangulares o rectangulares que reflejan las labores educativas de niñas y mujeres de la época, quienes demuestran su destreza con la aguja y el hijo para bordar y deshilar.

“Es una tradición de largo aliento que contiene temas principales, intereses, anhelos, que son sinónimos de la altura de quienes los hicieron. No sólo son el fruto de su empeño sino que son la impresión de valores, testigos de la vida cotidiana, reflejo del paradigma del deber ser femenino de una época, de su educación”, definió la curadora.

La exposición Dechado de virtudes. Historias de labores femeninas siglos XVIII-XX, que organizó el Museo Amparo en coordinación con el Museo Textil de Oaxaca, el Museo Franz Mayer, el Museo de san Ignacio de Loyola antiguo colegio de Las Vizcaínas, y el Museo de la Historia Mexicana, abrirá el próximo 12 de marzo a las 12 horas con una charla a cargo de su curadora Mayela Flores.