Sátiras del allá arriba*

1 El Adulador (el vocero)   El charlatán como legado. Elías Canetti: La provincia del hombre (Carnet de notas 1942-1972)   Incómodo Obsequioso Floricultor del elogio Retoca el gesto y la crítica con eufemismos   Voz de los negocios o delegado papal vanagloria reseña con ablandador Diseñador del antifaz sus presentaciones son prolegómenos a un...

No eres la mujer de mi vida

No lo eres, ni por qué habrías de serlo. Eres la vida hermosa, la tuya y la mía y la de tantos que ni nos conocen ni se detienen a pensar que el sistema patriarcal y la agonía capitalista nos colocan, no una a un lado del otro, sino a uno sobre la otra, hasta...

Cominos

Nos conocimos opacos. Un esmeril nos cortaba en trozos irregulares. Mas el conocimiento transparenta.   ** Soplé en sus senos todos mis pulmones y sentimos la brisa en las caderas al vaivén de las nubes. Navegamos.   *** Eres mi sustento, me dijo como elogio. Asustado le pedí que imitara al menos al ave que...

Una abecedaria negra (y roja) de dignidad femenina

Agitación, agua, acción, alianza, amistad, APPO, Achacachi, ayuda, Ayutla… Bala, Bolivia, barricada, beligerancia, biblioteca, brevedad, base… Cacerola, célula, cochabambina, cicatriz, clara, creativa, cópula, construcción… Chiapaneca, charla, che, chispa, chula, chiquita… Digna, democracia, duda, demanda, dirigente… Ella, escuela, energía, emoción, enseñanza, entrega… Fantasía, feminista, fuerza, flecha, firmeza, fusión… Gesta, ganzúa, gana, gestación, guerrillera, guía, gracia… Habilidad,...

Dueños de su miedo

Llueve, en el parabrisas quedó estampada una estrella.   Viajamos sin estrella quienes huimos.   Las piedras de la brecha como el miedo nos mantienen despiertos. Hemos discutido ¿en qué momento y en cuál de los tramos nos treparemos a La Bestia? –Al vuelo– dice uno de nosotros. Nos reímos, aunque en los siguientes minutos...

Mi niña de labios rojísimos

La luna va por el agua. ¿Cómo está el cielo tranquilo? Media luna de Federico García Lorca   La luna no sabe por qué nuestro reino no es de este mundo –no sé si lo dijo alguien– nuestro reino es de azúcar con café de algodón de feria de alas de mariposa somos del otro...

Dulcinea baila La guantanamera

Dulcinea de Toboso=Dulse nena de to’ goso. Supuesta pronunciación del cubano Julián Orbón, autor de La guantanamera según Guillermo Cabrera Infante: Guantanamerías   Harto gozo sin disimulo, mi Dulcinea potranca, nombre más galopante que mi Rocín y el Rucio juntos.   Dulcinea de mi delirio, delicada planta olorosa que –dícese- crece en los pozos de...

Amar es asombrarnos

Puede mudarse el mundo cuando revienta el fruto, cuando cae de maduro y se anhela una boca que muerda y cicatrice las rupturas del nido, la savia abandonada.   Así cambia la tierra: arar y arar su polvo, mojar la semilla, levantar la espiga, florecer de mañana y alumbrar los luceros al compás de cien...

Son copia al carbón de una flor

Las y los amigos Son más que humo, trago y charla: alzan lo que se me cae, lo limpian y lo ponen en su lugar que es el mío. Y no me regañan aunque reincida. Suaves, van y opinan del camino que desbrozo a golpe de machete, me piden calma como se dice hola, bostezan...

El sobreviviente del sueño

Se mal despierta pálido, con los ojos hasta los pies y un dolor que le engarrota la espalda y le traza una mueca de vergüenza. Ha tenido otro sueño atroz, que le empapa de zozobra: Él se aproxima torpe a llamar en una puerta alta como su afán y toca y toca y martillea, eras...