Poseer armas es un riesgo, a veces no se usan como medio de defensa: Canales

El comandante de la XXIII Zona Militar, Elpidio Canales Rosas aseguró que un sistema integral de seguridad  debe tomar en cuenta los principios de prevención, proximidad, participación y coordinación para obtener buenos resultados. Foto:Alejandro Ancona/La Jornada de Oriente

“Existe la falsa idea de resolver violencia con violencia”, aseveró el comandante de la XXIII Zona Militar, Elpidio Canales Rosas, quien puntualizó que el poseer un arma de fuego representa un riesgo latente, debido a que muchas de las veces no se usa como un medio de defensa, sino para agredir o ser agredido.

Con base en este sustento, autoridades iniciaron la Campaña de Canje de Armas de Fuego 2017, la cual incorpora a los municipios de Tlaxcala, Cuapiaxtla, Apizaco, Tlaxco, Calpulalpan, Natívitas,  Huamantla, Chiautempan, San Pablo del Monte, Ixtacuixtla, Zacatelco, El Carmen Tequexquitla y Nopalucan, los cuales aportaron recursos económicos para este fin.

En el acto efectuado en Palacio de Gobierno, Canales Rosas refirió que para toda sociedad un entorno de seguridad es un elemento clave en su bienestar y desarrollo, aunado a una percepción de confianza en sus instituciones.


Reafirmó que el presidente Enrique Peña Nieto ha instruido a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) “para continuar apoyando a los organismos encargados de la seguridad del país”. De ahí que en coordinación con el gobierno estatal y municipal, ha implementado este programa a nivel nacional. “La esencia es disminuir  la posesión de armas dentro de los hogares y en las calles, para evitar que sea blanco generador de violencia”.

La tarea no es fácil –añadió–, sin embargo, el reto será posible con la cooperación de los tres niveles de gobierno, “a través de una campaña de concienciación de que no se resuelve por medio de las armas”.

De lograr el éxito de esta campaña, a efectuarse del 1 de junio al 28 de julio y con el lema “Canje de armas 2017, construyendo un Tlaxcala más seguro”, se generarán condiciones que permitan a la ciudadanía formar parte del esfuerzo nacional de logar un México en paz, eje fundamental de la Presidencia de la República, indicó.

Acentuó que las fuerzas armadas tienen muy claro que un sistema integral de seguridad conformado por instituciones, debe tomar en cuenta los principios de prevención, proximidad, participación y coordinación para obtener buenos resultados.

Poseer un arma de fuego representa un riesgo latente, debido a que muchas de las veces no se usa como un medio de defensa, sino para agredir o ser agredido. Es peligrosa si no se le da el uso adecuado, por lo que debe manejarse con respeto y capacitación, dijo.

Por tanto, “el efecto de esta campaña tiene repercusión directa en la seguridad y tranquilidad del pueblo de Tlaxcala”. Quienes canjeen sus armas en los módulos de esos 13 municipios, se les obsequiará un electrodoméstico en función de las características del artefacto. De ser necesario, esta acción se extenderá hacia otras demarcaciones, agregó.

Las personas que realicen el cambio no serán cuestionadas ni investigadas –sostuvo–, ya que todo el procedimiento se efectuará bajo un riguroso esquema de anonimato.“Esta acción permitirá abrir puerta a la paz, a la tranquilidad y creando un ambiente de sana convivencia”.

El gobernador Marco Antonio Mena Rodríguez coincidió con este pronunciamiento, pues resaltó que el contar con armas en los hogares, aumenta el riesgo de la comisión de eventos violentos, sucesos que –destacó– en el primer trimestre del año han incrementado los eventos violentos.

Prevén acopiar el triple de armas, respecto de 2016

Afirmó que el gobierno del estado asumirá su tarea en esta campaña para contener y reducir las cifras “y que no regresen nunca más lo que hace varios años se vivió en México… debemos tomar las medidas y hacer un esfuerzo adicional”.

Marco Mena dijo que la finalidad es intercambiar el triple de armas con respecto de 2016. El año pasado fueron recolectadas alrededor de 50, agregó Canales Rosas, en entrevista posterior con reporteros.  Al evento también asistieron alcaldes, Alejandro Macedo, delegado de la Procuraduría General de la República (PGR), así como representantes del Poder Judicial y de la Policía Federal, entre otros.