Reapertura de negocios y exenciones de impuestos pide IP iniciativa a gobiernos estatal y municipales

ES Imagen

Al poner en marcha en Puebla la campaña “Abrir o morir”, dirigentes de cámaras y organismos empresariales, demandaron la reapertura de negocios no esenciales y exenciones de impuestos.

En conferencia de prensa,  presidentes y representantes de Canirac,  Canaco, Acecop, Coparmex y Consejo de Comerciantes del Centro Histórico, dieron a conocer el contenido de una carta que enviarán al gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta,  con varias peticiones para -indicaron- evitar que más negocios establecidos se vayan a la quiebra.

“La pausa obligada de las actividades no esenciales está generando mayor pobreza, desempleo y cierre de negocios”, se refiere al inicio del documento.


Entre sus solicitudes está que se les permita reabrir cuanto antes y con aforos mínimos y la exención del Impuesto Sobre Erogaciones por Remuneraciones al Trabajo Personal (conocido como ISN) y  Sobre Hospedaje, ambos para el periodo del 2021.

También solicitan que las autoridades gestionen con Agua de Puebla para Todos  ajuste a las tarifas, ya que pese a la inactividad de los negocios, el costo se ha mantenido y, en algunos casos, elevado; y que no les cobren permisos de descarga de aguas residuales.

Asimismo, piden promover con los ayuntamientos que otorguen descuentos y exenciones de pago a los sectores económicos que han tenido más cierres en la epidemia, como giros no esenciales y restaurantes.

A los 217 gobiernos municipales del estado, principalmente, al de la capital y a los de la zona conurbada, les solicitan “Dejar las evasivas para reducir la cantidad de comercio informal y, así evitar las aglomeraciones”.

Los empresarios de igual forma demandan la exención de pago de licencia de funcionamiento 2021 a todos los negocios y de la cuota del servicio de limpia, así como la suspensión de las verificaciones normativas a los negocios, excepto las relacionadas con la pandemia de Covid-19.

Para el presente año también piden que se reduzca, en la medida de lo posible, el pago de impuesto predial o aplazar el pago del mismo para mitad de año.

El sector privado, por su parte y según de expresa en la misiva, se compromete a “procurar” no recortar más empleos formales, respetar los aforos para el trabajo que se definan con la autoridad, continuar con los protocolos de higiene dentro de los lugares de trabajo, así como proteger la salud de los clientes, impidiendo la entrada a personas que se nieguen a acatar las medidas sanitarias.

Asimismo, ofrecen efectuar campañas altruistas, como entregar paquetes de comida a personas que lo necesiten, cobertores y apoyo a la población; y fomentar el programa de compra solidaria, con el que se harán descuentos al personal de salud que ha estado en la primera línea de batalla en la pandemia.