La ubre gubernamental

Los pre–supuestos son la “previsión o predicción” del comportamiento que tendrán en un futuro inmediato –un año fiscal– los ingresos y los egresos públicos, lo que a su vez se constituye en una guía de acción de los objetivos y las prioridades para alcanzar una determinada “visión” que está contenida en el plan de desarrollo.

El dinero público tiene un origen muy claro: los impuestos que los ciudadanos pagan por las actividades económico–productivas que realizan, y al cumplir con esta obligación, esperan que el Estado, en reciprocidad, otorgue servicios públicos: calles y banquetas, agua potable y drenaje, limpieza y alumbrado, seguridad y protección, educación y salud, en fin, todo aquello que contribuya a su bienestar.

El Presupuesto de Egresos es el estimado del gasto que los entes públicos realizarán en conjunto, de ahí que se integren en un solo documento, pero abarcando los tres poderes: Legislativo, Ejecutivo y Judicial, así como a la totalidad de ayuntamientos, resulta destacable observar que la mayor parte del recurso se asigne al Poder Ejecutivo por ser éste el responsable de poner al estado en acción.


El proyecto de Presupuesto de Egresos para el año fiscal 2014 importa un total de 12 mil 236 millones 103 mil 156.61 pesos, de los que el 96.75 por ciento queda asignado al Poder Ejecutivo para que de ahí distribuya a los 57 entes públicos que lo integran y a los 60 ayuntamientos. Los poderes Legislativo y Judicial se quedan con el 3.25 por ciento.

Los ingresos propios que recauda la entidad apenas alcanzan los 439.4 millones de pesos y sirven para cubrir los gastos de los poderes Legislativo y Judicial, así como de los cinco organismos autónomos: Universidad Autónoma de Tlaxcala (UAT), Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH), Instituto Electoral de Tlaxcala (IET), Comisión de Acceso a la Información Pública y Protección de Datos Personales de Tlaxcala (Caiptlax) y Tribunal de Conciliación y Arbitraje (TCA), los que demandan 571.7 millones de pesos para operar.

El Poder Ejecutivo se integra por 14 dependencias, nueve organismos desconcentrados y 29 organismos descentralizados. En el Presupuesto de Egresos 2014 se presentan cambios importantes, más allá de los aumentos o disminuciones que registran las entidades; por ejemplo, no se encuentra contemplada la Contraloría del Ejecutivo estatal, situación que también ocurrió en el proyecto 2013, pero en el decreto reaparece con 30 millones de pesos.

Las dos innovaciones más importantes son la fusión de cuatro dependencias: la Secretaría de Finanzas (Sefin) que absorbe al Comité de Planeación para el Desarrollo de Tlaxcala (Copladet) para transformarse en Secretaría de Planeación y Finanzas y que integra el presupuesto de ambas más un incremento del 2.76 por ciento. En 2013 el presupuesto de la Sefin es de 178.6 millones de pesos y el de Copladet de 79.8 millones, los que sumados dan un total de 258.5 millones de pesos y en 2014 se incrementan a 265.6 millones.

El otro cambio es la simbiosis de la Secretaría de Turismo con la de Desarrollo Económico, cuyos presupuestos en 2013 sumaron 60.3 millones de pesos, en tanto que en 2014 no solo le entregan esta suma, sino que le proporcionan un aumento del 92.8 por ciento para alcanzar un máximo histórico de 116.3 millones de pesos, con lo que por primera vez en el sexenio se hace realidad aquello de que ¡la prioridad es el sector secundario! ¡La industria automotriz y el turismo!

De los 52 entes públicos del Poder Ejecutivo, en la mitad de ellos, ¡el 50 por ciento!, no se registra movimiento alguno, todos quedan con el mismo techo presupuestal que tuvieron en 2013, entre estos se encuentran la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, la Coordinación General de Ecología, la Universidad Politécnica de Tlaxcala, el Instituto Tlaxcalteca de la Cultura, la Coordinación General de Información y Relaciones Públicas, Instituto Inmobiliario, Instituto Tlaxcalteca de Atención Especializada a la Salud, Coordinación de Radio, Cine y Televisión, Instituto del Deporte, Comisión Estatal del Agua, Colegio de Tlaxcala, Fondo Macro, Centro de Educación Continua y a Distancia, Instituto Superior de Tlaxco, Instituto Tlaxcalteca de la Juventud, Instituto Tlaxcalteca para Personas con Discapacidad y 10 más cuyos presupuestos no rebasan los 5 millones de pesos anuales.

Es de llamar la atención que la Gubernatura, es decir el Despacho del Gobernador, la Oficialía Mayor de Gobierno y la Secretaría General de Gobierno disminuyan su presupuesto, el primero desciende 7.81 por ciento, el segundo el 27.68 por ciento y el tercero un 46.83 por ciento, lo que sin duda puede tener repercusiones en la vida interna de la entidad.

El incremento en alguna dependencias resulta impresionante, por ejemplo la Secretaría de Fomento Agropecuario cuyo presupuesto pasa de 135.8 a 161.2  millones de pesos, lo que significa una ampliación del 18.70 por ciento, le sigue en importancia el Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia que alcanza un aumento del 29.38 por ciento al pasar su presupuesto de 127.1 a 164.4 millones, un crecimiento  similar registra el Instituto Tlaxcalteca de la Infraestructura Física Educativa (27.54 por ciento) al  transitar de 108.8 a 138.8 millones. el Colegio de Estudios Científicos y Tecnológicos crece 54.65 por ciento al pasar de 79.3 a 122.7 millones, el Fideicomiso Fondo Casa de las Artesanías aumenta un  60.92 por ciento al lograr un salto de 5.3 a 8.5 millones. Pero el que mayor incremento registra es el Instituto de Capacitación para el Trabajo con 114 por ciento, ya que pasa de 14.4 a 30.9 millones de pesos.

Los poderes Legislativo y Judicial, así como los órganos autónomos, que consumen la totalidad de los ingresos propios del estado, no registran movimientos o estos son mínimos, así el Poder Legislativo se queda igual con los 218.8 millones de pesos que recibió en 2013, el Poder Judicial incrementa 4 millones de pesos al pasar de 174 a 178.9 millones y los organismos autónomos descienden de 228.8 a 173.9 millones de pesos, lo que se explica porque 2014 no es año electoral y por tanto al único que se le disminuye es al IET.

Aunque los incrementos son menores a un dígito, por el monto de las cantidades las secretarías de Seguridad Pública, de Obras Públicas, de Educación Pública y de Salud, registran incrementos que en volumen representan muchos millones de pesos; así, por ejemplo, la primera crece 15 millones de pesos, la segunda 26 millones, la tercera 38 millones y la cuarta 84 millones. Que son básicamente transferencias federales y constituyen las prioridades en el egreso, ya que alcanzan volúmenes que están por arriba de los 400 millones de pesos.

Revisar el Presupuesto de Egresos del estado para 2014 lleva a confirmar el papel tan importante que juega el Estado en la construcción de oportunidades para el desarrollo de capacidades individuales de las personas, la gran interrogante sigue siendo: ¿con tanto dinero público invertido, por qué la entidad –y aun el país– no dan el salto?, y la única respuesta es que mucho de ese dinero se queda en las bolsillos de la clase política y de la alta burocracia.

Se podría afirmar que el gobierno tlaxcalteca –como el gobierno mexicano– no tienen problema de dinero sino de transparencia, de rendición de cuentas, de prioridades, porque la experiencia muestra que la alternancia lo único que hizo fue igualar a la clase política, cada sexenio, sin importar el partido en el poder, del vientre del ogro filantrópico siguen saliendo camadas de nuevo ricos.

Los perredistas una vez puestos en la silla gubernamental se ambicionan del dinero, lo mismo ocurre con los panistas que al ver el billete automáticamente se olvidan de principios y valores, y qué decir de los priistas, ellos simple y llanamente hacen lo que aprendieron a hacer, como decía Fidel Velázquez: a no dejar jamás de mamar de la ubre gubernamental.




Leave a Reply

Your email address will not be published.