Agremiados acusan a líder de no reclamar pago de retroactivo salarial

Integrantes del Sindicato 7 de Mayo responsabilizaron al secretario general, Edgar Tlapale Ramírez, de que 2 mil 700 agremiados no hayan recibido aún el pago del retroactivo de los incrementos salariales autorizados de 2015 a la fecha

Integrantes del Sindicato 7 de Mayo responsabilizaron al secretario general, Edgar Tlapale Ramírez, de que los alrededor de 2 mil 700 agremiados a esta organización de burócratas no hayan recibido aún el pago del retroactivo de los incrementos salariales autorizados de 2015 a la fecha, a pesar de que los recursos ya están autorizados.

De acuerdo con los denunciantes, el líder sindical se habría comprometido, en la firma del convenio laboral de 2016, a no reclamar el pago de este retroactivo, por lo que la autoridad no hizo efectivos dichos aumentos que ya habían sido autorizados por la Comisión Nacional de Salarios Mínimos (Conasami).

En rueda de prensa, Karina Erazo Rodríguez, Aline Meneses Texis y Luis Enrique Rivera Atriano, entre otros, quienes aseguran formar parte del comité sindical, expusieron que por este concepto la cantidad que se debe cubrir a los trabajadores de los tres poderes y los municipios del estado asciende a cerca de 80 millones de pesos.


En este tenor, Rivera Atriano, quien afirma ser el titular de la Secretaría de Trabajo y Conflictos de esa organización, exhortó a los trabajadores agremiados al Sindicato 7 de Mayo a exigir cuentas a su líder en la próxima asamblea del sindicato que tendrá lugar el próximo viernes.

“A la fecha, los compañeros no han recibido su retroactivo de los aumentos que se dieron en 2015, que decretó la Comisión Nacional de Salarios Mínimos en abril y octubre, del 2.7 y 2.6 por ciento, respectivamente”, expuso Karina Erazo, quien asegura formar parte del Comité de Vigilancia del sindicato y quien es hija de los dos últimos dirigentes de esta organización gremial de burócratas.

El retroactivo salarial fue autorizado desde 2015

Acusó a Edgar Tlapale de hacer caso omiso a estos incrementos, pues “no les ha cumplido a los compañeros, no les ha dado explicaciones de por qué no ha recibido ese retroactivo, él informó en 2016 que metería una demanda en el Tribunal de Conciliación y Arbitraje para que se dieran los retroactivos, lo cual no hizo”, señaló.

Sostuvo que en el contrato colectivo firmado en 2016, se establece en el artículo 8 transitorio, “que solo van a recibir el aumento del 2.7 y 2.6 por ciento en mayo de 2016 y en enero de 2017, pero aquí dice que ya no se hará ninguna acción legal para que ellos puedan tener su retroactivo, afectando gravemente en la economía de los compañeros, ya que un segundo nivel debería de tener mínimo 10 mil pesos y así conforme los niveles, ¿qué negoció, a cambio de qué o de cuánto?”

Asimismo, los inconformes con la gestión de Tlapale Ramírez le reclamaron el hecho de que los agremiados no hayan recibido el bono sexenal que cada fin de administración estatal se otorga a los empleados del gobierno del estado, lo cual calificaron como un retroceso en cuanto a las prestaciones laborales conquistadas por anteriores dirigencias sindicales. Por eso, exigen que Edgar Tlapale rinda cuentas.