LA TRADICIÓN INVENTADA

México y los mexicanos, Tlaxcala y los  tlaxcaltecas, han inventado tradiciones con el propósito de establecer mecanismos de identidad y pertenencia, así como para la diferenciación entre uno y otro.

Si México como país reconoce su origen en los guerreros aztecas, los tlaxcaltecas lo hacen en los olmecas xicalancas. Si México tiene una bandera de tres colores: verde, blanco y rojo; los tlaxcaltecas tiene una de dos colores: rojo y blanco.

Si el águila identifica el espíritu de los mexicanos, la garza blanca es la de los tlaxcaltecas. Si México tiene un himno nacional, los tlaxcaltecas han creado el suyo: Como el sol que corona al matlalcuéyetl, con un halo de luz casi divino…


Además, si México tiene a un poeta que describe y acuña a la nación: Ramón López Velarde;  los tlaxcalteca tienen a Miguel N. Lira: “Cómo me duele el silencio, cautivo añil de las nubes. ¡Tlaxcala, cómo me dueles con tus silencios azules!”

Hay tres tradiciones que son iguales para los mexicanos y los tlaxcaltecas: la primera es la creación del equivalente laico de la iglesia: la escuela. Una educación imbuida de principios republicanos y revolucionarios, dirigida por el equivalente de los sacerdotes: los maestros.

La escuela asume como tarea central no sólo convertir a las personas en mexicanos, sino en buenos republicanos, desarrollando en ellos: el amor a la patria, el respeto a los derechos humanos y la conciencia de la solidaridad internacional, en la independencia y en la justicia.

La segunda es la invención de las ceremonias oficiales, a lo largo del año, los poderes Legislativo, Ejecutivo y Judicial, así como todos los organismos que los integran, tienen fechado los días en que han de expresar alegría los ciudadanos y el Estado.

La tercera es la producción de monumentos públicos, por donde quiera que se mire hay estatuas, se construyen para celebrar al héroe desconocido, pero los más están dedicados a los conocidos, sin importar que entre ellos se hayan destruido.

El mes de la patria es el mes en el que el espíritu de mexicanos y tlaxcaltecas está más allá de partidos políticos o ideologías, todos celebran: PRI, PAN, PRD, PT, MC, Panal, PVEM, el “lado en que el pan está untado de mantequilla”.




Leave a Reply

Your email address will not be published.