Propone Casas reformar la Ley Municipal para activar economía y transparentar cabildos

6443 María Isabel Casas Meneses.

Que al menos 60 por ciento del gasto de cada municipio se ejerza con proveedores de esa misma demarcación, además de que en la contratación de personal en las Comunas sea con habitantes de las mismas, además de la creación de la Contraloría Social, reconocer las sesiones del pleno de los cabildos por vías digitales y que dichas plenarias sean difundidas por internet son algunas de las propuestas de reformas a la Ley Municipal que presentó la diputada María Isabel Casas Meneses. 

Este jueves, en sesión de pleno, la diputada de Movimiento Ciudadano presentó dicha propuesta, la cual dijo, “busca construir un marco jurídico que dé legalidad a los actos de gobierno a través de las plataformas digitales y generar leyes que orienten a la construcción de acciones de gobierno abierto. Al mismo tiempo tenemos la responsabilidad de buscar esquemas que generen procesos de reactivación económica y de integrar a la sociedad en la revisión, observación y control del gasto público”. 

Una de las primeras propuestas que hizo, a fin de reactivar la economía es establecer por norma que “en el ejercicio del gasto público deberá procurarse que el sesenta por ciento del mismo se ejerza en el municipio. Para ello los ayuntamientos deberán emitir una convocatoria pública en donde los negocios, microempresas, profesionistas, prestadores de servicios y empresas puedan presentar sus presupuestos, cotizaciones y catálogos de precios. Cuando dichos presupuestos sean superiores a los que existan en el mercado, el ayuntamiento podrá contratar, arrendar, adquirir o comprar los productos o servicios que requiera fuera del municipio”.  


La propuesta, explicó, pretende reactivar la economía en cada municipio, ya que “muchas veces los ayuntamientos ejercen el gasto público fuera de sus demarcaciones y esos recursos pueden ser enfocados al consumo local”. 

En la iniciativa, la también presidenta de la mesa directiva del Congreso local propuso que los ayuntamientos deberán garantizar que el personal ejecutivo, administrativo, operativo, de asistencia y de servicios que labore en la administración pública municipal, deberá estar conformado mayoritariamente por ciudadanos del municipio.  

Además, abundo, “si las condiciones sociales lo permiten, 30 por ciento del personal deberá estar integrado por mujeres y hombres menores de 35. La contratación del personal se ajustará al principio de paridad de género y el cuerpo burocrático se integrará en condiciones de igualdad”. 

Casas Meneses también propuso la creación de la figura de Contraloría Social, como un órgano ciudadano que tendría la tarea de vigilar la gestión, integración y aplicación de los recursos destinados a la infraestructura social municipal y la aplicación del gasto público”.  

De aprobarse, dicha instancia emitiría un dictamen semestral en donde haría del dominio público sus observaciones y dictámenes a través de la página de internet del ayuntamiento. Sus resoluciones no tendrían efectos vinculatorios. Los cargos serían honoríficos y tendrían una periodicidad homóloga al gobierno municipal”. 

De mismo modo, planteó normar las sesiones de cabildo a través de vías digitales, en especial, cuando existan razones de fuerza mayor como desastres naturales, contingencias de salud, como ocurre ante la pandemia por Covid-19, o alteración del orden público. 

Finalmente, la diputada también propuso legislar para que las sesiones de cabildo se trasmitan obligatoriamente a través de la página de internet del ayuntamiento y por las plataformas digitales a las que tenga acceso el gobierno municipal, a fin de que la ciudadanía pueda conocer el desarrollo de esas actividades y transparentar la toma de decisiones.