Viernes, marzo 1, 2024

Mal inicio

Destacamos

Mal inicio ha tenido el proceso electoral 2023–2024 para el árbitro electoral, que ha mostrado un talante no solo omiso, sino hasta timorato y blandengue, que puede poner en riesgo sus funciones y, sobre todo, trastocar la legalidad, imparcialidad, objetividad, certeza, autonomía, independencia y equidad en la contienda.


Antes del inicio del proceso electoral, los consejeros del ITE dejaron ver cuál podría ser su rumbo; nada halagüeño.

Ejemplo de ello es que fueron los partidos políticos los que marcaron el derrotero de los lineamientos para que cumplieran con el principio constitucional de paridad de género en el proceso electoral. El árbitro dejó que los contendientes pusieran las reglas del juego. Nada bueno.

El presidente del organismo está confeso de ello, especialmente cuando afirmó que el ITE planteaba, sin fundar ni motivar su razonamiento, fueran 13 los municipios, que siempre han sido gobernados por hombres, en donde se reservaran para candidaturas exclusivamente para mujeres, pero accedieron a reducir la cifra a petición de los partidos y no solo eso, al final fueron estos donde determinaron en qué Comunas aplicará ese mandato.

Los funcionarios del árbitro electoral están para garantizar la legalidad e imparcialidad del proceso, no para cumplir antojos ni ocurrencias de los jugadores, llamados partidos políticos.

También han iniciado mal cuando hay visos de sometimiento a los intereses y designios del Ejecutivo estatal; la relación que ya mantiene el organismo con el vicegobernador de Tlaxcala, el morelense Luis Ramírez, hace dudar a más de uno sobre la independencia del organismo.

Pero de todo esto los partidos políticos, sin duda, son corresponsables, en especial los que tienen representación en el Congreso del estado. Ellos fueron omisos al no concretar una reforma electoral que permitiera enfrentar este proceso en mejores condiciones legales; ahora se dicen víctimas cuando en los hechos son victimarios.

El proceso arrancó así, pero está en las manos del ITE –que hoy como nunca contará con los recursos financieros que pidió para organizar el proceso electoral–, recomponer su situación; cambiar las cosas, con un poco de humildad y mucha legalidad, imparcialidad, objetividad, certeza, autonomía, independencia y equidad, les abonaría para no que se cumpla ese adagio popular que reza: Lo que mal inicia, mal acaba.

Ultimas

Carlos Montiel y Manuel Herrera solicitan licencia al cabildo, buscarán candidatura a diputaciones locales

Carlos Montiel Solana y Manuel Herrera Rojas, coordinador de la fracción y regidor del PAN, respectivamente, solicitaron licencia este...
- Anuncios -
- Anuncios -