Martes, agosto 9, 2022
- Anuncio -

La escuela, espacio potencial para prevenir la trata de mujeres y niñas

- Anuncio -

Relacionadas

No avanzan impugnaciones contra el proceso interno de Morena

Hoy en Las Reporteras que presenta la Jornada de Oriente: Mónica Camacho entrevista a Eudoxio Morales, exdiputado federal y aspirante...

Bloquean en Oaxaca a avícolas y porcícolas poblanas, empresarios temen pérdidas millonarias

Tehuacán. Avicultores y porcicultores de Puebla que tienen granjas en Oaxaca pidieron la intervención del gobernador de esa entidad, Alejandro...

Programa #79 – La trampa de las tarifas de los servicios hídricos concesionados en Puebla

Hoy en Las Disputa por el Agua que presenta la Jornada de Oriente: en la emisión de esta semana abordaremos...

Destacadas

Hasta dos años tarda identificación de osamentas por el Icifo, denuncia Voz de los Desaparecidos

La carencia de personal en el Instituto de Ciencias Forenses (Icifo) de la Fiscalía General del Estado de Puebla,...

Sale caro al PT infringir la ley; multas crean boquete de 31 mdp en sus finanzas

Las multas que ha acumulado el Partido del Trabajo (PT) en Puebla desde 2016 por irregularidades en el manejo...

Ayuntamiento les da 15 días a voceadores para dejar el Centro Histórico porque hacen “feas” las calles

El ayuntamiento capitalino, a través de la Dirección de Vía Pública,  pretende desalojar  al menos 20 voceadores del Centro...

En la parte uno de este artículo compartimos el trabajo iniciado con una red de profesores y profesoras, quienes, basados en el modelo de aprendizaje por problema, han incorporado en sus aulas la prevención de la violencia y la trata de mujeres y niñas con fines de explotación sexual. Compartimos dos ejemplos de cómo se ha aplicado este trabajo; por una parte, en el preescolar a través de la adaptación de cuentos, donde se previene la violencia que pueden ejercer sobre las niñas y los niños; y por otra, en una escuela secundaria a través del aprendizaje de la estadística relacionado con el conocimiento que tienen las y los adolescentes para pedir apoyo en casos de trata de personas. Ahora, les compartimos dos experiencias más que son muestra de este modelo de aprendizaje por problema.

El orientador educativo de un Cobat, en el sur del estado, para trabajar en su clase el aprendizaje esperado de “Especificar las zonas del cuerpo y su necesidad de consentimiento para ser tocados”, pidió a las y los alumnos analizar los conceptos de violencia, agresión, sexualidad, violencia sexual, agresión sexual y consentimiento. Posteriormente, formaron equipos en los que a través del dibujo de la silueta de una persona, colocaron en color verde las partes del cuerpo en las que no hay problema si una persona les toca; en naranja, donde hay incomodidad al ser tocados, y se reflexionó cómo expresarlo en palabras o en acciones, por ejemplo, quitándome; en rojo, colocaron aquellas partes del cuerpo que no se deben tocar si no existen las condiciones ambientales, afectivas y sobre todo la voluntad explícita, pues de hacerse se ejerce una violencia grave sobre la persona y se reflexionó la manera en que debe ser informado el hecho a alguna persona de confianza. Aunque el ejercicio está diseñado para Cobat, el lenguaje y la dinámica puede adecuarse para ser trabajado desde el preescolar.

Por otra parte, una maestra de tercer grado de secundaria, desde la materia de Formación Cívica y Ética, promovió a través de los proyectos de investigación grupal el análisis de la problemática de trata de mujeres con fines de explotación sexual. Este tipo de trabajos permiten ir desnormalizando el problema entre las y los alumnos, muestran que pueden tener otras aspiraciones y sueños respecto a su futuro y se identificaron riesgos en la vida de las adolescentes, como la violencia en el noviazgo y el mismo enganche para la trata a partir del amor romántico. Los proyectos incluyeron propuestas de solución que en algunos casos las y los adolescentes hicieron de conocimientos de sus compañeras y compañeros de otros grupos. Otro aspecto importante es que, a lo largo de la materia, la maestra incluyó tareas para que las y los alumnos dialogaran la problemática con sus padres y madres, así, las reflexiones no solo se generaron al interior de las aulas, sino que trascienden hacia los hogares.

- Anuncio -

El trabajo en red que estamos realizando con los 28 profesores y profesoras sigue desarrollando experiencias de prevención, confirmando lo que desde hace varios años la sociedad civil hemos señalado, respecto a que las escuelas son un espacio altamente potencial en el que se puede prevenir la trata de mujeres y niñas con fines de explotación sexual, pero que –como se señaló en un proceso de sistematización hecho con algunas directoras, directores, docentes, alumnos y alumnas, que han participado en estos procesos educativos de prevención desde 2015–, “es necesario que el proceso educativo para la prevención de la violencia y la trata de mujeres y niñas sea asumido por la Secretaría de Educación Pública del Estado, pues es a quien faculta el marco normativo para implementar este tipo de políticas públicas y programas”.

El 2 de mayo se firmó un convenio entre el Centro Fray Julián Garcés y la Secretaría de Educación Pública del Estado, con el objetivo de “realizar un trabajo conjunto entre ambas partes para diseñar un programa que transversalice, en el ámbito educativo, la prevención de la trata de mujeres y niñas con fines de explotación sexual”. Para la elaboración e implementación del Programa no se parte de cero, sino de una experiencia concreta acumulada por varios años que deberá potencializarse en todo el estado por el bien de las niñas, niños y adolescentes.

- Anuncio -

Ultimas

Bloquean en Oaxaca a avícolas y porcícolas poblanas, empresarios temen pérdidas millonarias

Tehuacán. Avicultores y porcicultores de Puebla que tienen granjas en Oaxaca pidieron la intervención del gobernador de esa entidad, Alejandro...
- Anuncio -
- Anuncio -