Pide Frente Magisterial a AMLO reinstalación y basificación de docentes en Tlaxcala

El Frente Democrático Magisterial (FDM) conminó al presidente Andrés Manuel López Obrador a concluir con el proceso de reinstalación de los docentes que fueron cesados por oponerse a la reforma educativa de 2012 y a basificar al personal contratado bajo el régimen de honorarios, con la finalidad de que tengan certeza y prestaciones laborales.

Ante la gira de trabajo que realizará el mandatario federal mañana martes en la entidad, integrantes del FDM le pidieron que reactive reuniones con la Comisión Nacional Única Negociadora (CNUN) para abordar esos temas, cuya solución se encuentra suspendida por la contingencia sanitaria contra el Covid-19.

En rueda de prensa, José Leonardo Pérez Bravo, vocero de este grupo que simpatiza con la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), denunció que en el sector educativo local existe precarización laboral, lo que impide que docentes y personal de apoyo y asistencia a la educación no tenga posibilidades de cubrir sus necesidades básicas.


Citó como ejemplo casos de docentes que están contratados por honorarios y solamente cuentan con dos o tres horas/clase a la semana, de ahí que exhortó al presidente López Obrador a instruir la basificación de ese personal, así como mejorar los ingresos de los trabajadores de apoyo y asistencia a la educación.

Además, advirtió que todavía no concluye el proceso de reinstalación de los profesores que fueron cesados en 2015 por oponerse a la reforma educativa impuesta en la administración de Enrique Peña Nieto. Pérez Bravo dijo no tener a la mano el número de profesores que aún no han sido reinstalados en la entidad.

Destacó que el Frente Democrático Magisterial surgió como una alternativa para la defensa de los derechos laborales en el sector educativo, pues ni el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) ni las organizaciones del magisterio disidente, como el Consejo Central de Lucha (CCL) de la CNTE, han cumplido con esa encomienda.

“También luchamos porque el Estado responda positivamente a las necesidades del sector salud, insumos, requerimiento de personal, estabilidad laboral, respeto a los sindicatos y porque se abroguen todas las contrarreformas del régimen PRI-PAN; además, pedimos la anulación de las Afores y la subcontratación, mejor conocida como outsourcing”.

Asimismo, se pronunció por la suspensión del pago de la deuda pública para atender las necesidades materiales de los trabajadores del país, la creación del seguro de desempleo con cuotas pagadas por los patrones, aumento del gasto en educación en todos los niveles y por la defensa de la escuela pública presencial que permite combinar relaciones u esfuerzos entre alumnos y maestros.