Miércoles, mayo 29, 2024

Formar profesionistas. Sello que distingue a la UATx

Formar profesionistas con un diseño innovador basado en la integración curricular es un sello que distingue a la Universidad Autónoma de Tlaxcala (UATx). Porque supera la docencia de pequeños trozos de conocimientos inconexos por una experiencia más completa, relevante y efectiva. Prepara a los estudiantes para enfrentar los desafíos del mundo contemporáneo.

El modelo educativo asume como premisa el desarrollo humano, a partir de reconocer que es lo más valioso de la sociedad tlaxcaltecas. Para la UATx, el cultivo de las potencialidades y las oportunidades sociales son la prioridad para la formación profesional.

En el centro del proceso formativo se ubica la “praxis”. Que se visualiza como la conexión inseparable entre la reflexión crítica y la acción transformadora, es decir la aplicación práctica del conocimiento teórico en situaciones concretas. La acción o actividad realizada como resultado de la comprensión y reflexión sobre un determinado contexto.

La reforma del Modelo Humanista Integrador que pasa de competencias a capacidades. Se inspira en experiencias de integración curricular como las de la Universidad Autónoma Metropolitana -por objetos de transformación-,  de medicina social de la UNAM e IPN -organización modular y de los talleres de arquitectura.

La praxis social de las profesiones se constituye en referente importante. La aplicación del conocimiento es lo que define los campos de las profesiones en las que conviven simultáneamente las prácticas decadentes, las dominantes y las emergentes.

La integración curricular

La integración curricular se caracteriza por su enfoque en la multidisciplinariedad, la construcción de significado, los problemas auténticos, el aprendizaje basado en la indagación, el desarrollo de habilidades de pensamiento y la participación democrática en la resolución de problemas.

Porque busca superar las barreras entre las disciplinas académicas tradicionales con planes de estudio que trascienden las divisiones artificiales entre las materias. En su lugar, se centra en temas o problemas que son relevantes y significativos para los estudiantes en las carreras que cursan.

Los estudiantes aprenden mejor cuando pueden relacionar el contenido del plan de estudios con sus propias experiencias, intereses y preocupaciones. Por lo tanto, la integración curricular permite a los estudiantes ver la relevancia y la aplicabilidad del conocimiento en sus vidas y profesiones.

Se abordan problemas auténticos y desafíos del mundo real en el plan de estudios. Los estudiantes están más comprometidos y motivados cuando trabajan en problemas que tienen aplicaciones prácticas y significativas fuera del aula.

El aprendizaje se basa en la indagación, en la que los estudiantes tienen la oportunidad de explorar preguntas y temas de manera activa y autodirigida. Esto implica fomentar la curiosidad, el pensamiento crítico y la resolución de problemas.

Estimula el desarrollo de habilidades de pensamiento crítico, creativo y reflexivo. Los estudiantes aprenden a pensar de manera flexible y a aplicar sus conocimientos en una variedad de contextos y situaciones.

Prepara a los estudiantes para participar de manera activa y responsable en una sociedad democrática. Esto implica fomentar el diálogo, la colaboración y la participación ciudadana a través del planes de estudios integrados.

Formar profesionistas

Formar profesionistas constituye la tarea central de la UATx. Si se tiene en cuenta que más de 16 mil jóvenes están en sus aulas para cursar alguna de las 45 opciones que ofrece en 11 Facultades y tres Unidades Académicas Multidisciplinarias (UAM) distribuidas en todo el territorio del Estado.

En un subsistema estatal de educación superior integrado por 5 normales, 7 tecnológicos y cuatro universidades. La UATx es responsable del 49 ciento (16 mil 216) de una matrícula total de 33 mil 293 estudiantes. Uno de cada dos jóvenes que buscan convertirse en profesionistas lo hacen en la UATx.

Como características se destaca que, en la UATx, el 64 por ciento de sus estudiantes (10 mil 315) son mujeres, en tanto que el 36 por ciento (5 mil 801) son hombres. La irrupción de la las mujeres en la educación universitaria marca una diferencia vital.

Las cinco profesiones en las que la presencia de las mujeres es mayor se produce en Ciencias de la Educación que cuenta con una matrícula de 939 mujeres y 312 hombres, Cirujano Dentista 829 mujeres y 276 hombres, Médico Cirujano 690 mujeres y 352 hombres y Enfermería y Obstetricia 344 mujeres y 85 hombres.

En sentido opuesto, las carreras que mantienen un predominio masculino son: Ingeniería Mecánica con 64 hombres y cinco mujeres, Diseño Automotriz 54 hombres y 11 mujeres, Ingeniería en Sistemas Electrónicos 42 hombres y siete mujeres, Arquitectura 435 hombres y 312 mujeres e Historia con 37 hombres y 14 mujeres.

Profesionalización de las tareas de cuidado

La irrupción de las mujeres en la educación superior demanda una nueva reflexión sobre los procesos de formación profesional, para modificar aquellas profesiones que se han especializado en el cuidado para impulsar una mayor equidad e inclusión genérica.

De los 45 programas educativos que ofrece la UATx, en 7 programas son mayoría los hombres (Ingeniería en Sistemas Electrónicos, Historia, Matemáticas Aplicadas, Diseño Automotriz, Ingeniería Mecánica, Ingeniería en Computación y Arquitectura), en 38 programas educativos (84 por ciento) las mujeres son mayoría.

Hasta ahora las tareas de cuidados relacionadas con la atención y educación de niños pequeños, incluido el cuidado en el hogar, la educación preescolar y los programas de cuidado infantil. El cuidado de las personas mayores en atención domiciliaria, en instituciones y programas de envejecimiento, así como el cuidado de personas con discapacidades físicas, mentales o cognitivas se recargan en el trabajo femenino.

De ahí que la matrícula en carreras como Gerontología Social, Ciencias de la Familia, Fisioterapia, Educación Especial, Educación Inicial, Psicoterapia, Trabajo Social, Enfermería y Obstetricia, Nutrición, Cirujano Dentista, Ciencias de la Educación y Psicología tengan una matrícula predominantemente femenina.

En todas las demás se refleja la irrupción histórica de las mujeres en los espacios masculinos. Profesiones como Derecho, Medicina, Contaduría Pública, Administración, Negocios Internacionales, Medicina Veterinaria y Zootecnia, Ciencias Políticas, Turismo, Criminología e Ingeniería Química tienen hoy una matrícula mayoritariamente femenina.

De ahí el impacto de la integración curricular en carreras como Gerontología, Ciencias de la Familia y Educación Especial que constituyen nuevos espacios de desarrollo de capacidades en las y los jóvenes. Desarrollan una práctica profesional en la que los niños, las familias y las personas mayores se convierten en actores en los procesos de cuidado.

Sí la investigación es un éxito de las facultades. La docencia lo es en mejor medida. Porque integra dos componentes; la producción y la transmisión del conocimiento. En próxima entrega adicionaremos el servicio.

Más recientes

IMSS Tlaxcala es sede de la “Selección Nacional GARIMSS 2024”

El evento de Grupos Artísticos Representativos del IMSS Selección Nacional (GARIMSS) que por 14 años ha representado una gran...
- Anuncio -
- Anuncio -