Lunes, marzo 8, 2021

El reto sustantivo en México es vincular a científicos y sector productivo, señala directora adjunta del Conacyt

Recomendamos

Solo enfrentaron proceso penal 2 de cada 5 detenidos por la SSP en los últimos 3 años

Por cada cinco presuntos delincuentes que la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) detuvo en los últimos tres años, solo...

Puebla suma 17 sancionados por violencia política de género; tres aspiran a un cargo y otro más lo intentó

“Me llegó un inbox diciendo que tuviera cuidado, porque los frenos de mi camioneta podrían fallar. Luego me llegaron...

Se cerrará el relleno sanitario en siete meses, promete Andrés Caballero, quien reconoce que el estado del lugar “es terrible”

Tehuacán. Luego de cinco días de toma del Relleno Sanitario y tras la firma de acuerdos con la mediación...

Actualmente, el Sistema Nacional de Investigadores (SNI) del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) cuenta con un listado de 33 mil 500 investigadores, no obstante, fuera del país trabajan más de 55 mil investigadores que se han formado con recursos del estado. 

Por tanto, dijo María del Carmen de la Peza Casares, directora adjunta de Desarrollo Científico del Conacyt, el reto sustantivo para el país consiste en la inserción laboral de los cuadros más especializados a la estructura productiva, la cual se basa en su mayoría en la manufactura de productos que se exportan como muy poco o nulo valor agregado. 

“Cómo comunicar, cómo conectar con el aparato productivo del país es el pendiente que se tiene, hay que encontrar esa forma de articulación. No se trata de que los científicos sean empresarios, sino que exista la posibilidad de diálogo entre la comunidad científica y el sector productivo, del propio sistema y sus sectores. El reto es encontrar la forma de articulación entre las universidades y el sector productivo para que existan puestos de trabajo de calidad para los egresados”, dijo la funcionaria federal al participar en el foro Retos de la educación pública superior en México, que desde este martes se realiza de manera virtual en la UAP. 

Señaló que la tarea del gobierno de México es trabajar en la transformación del aparato productivo del país en retos que son de importancia como la inserción de especialistas; lo anterior, para transformar el aparato productivo nacional en dos sentidos: en generar valor y en lograr un equilibrio y el cuidado ambiental. 

Completó que se debe traducir en una política pública en un criterio que debe ser dialogado para saber cómo se van a orientar los sistemas de formación, los proyectos y los programas, para que encuentren una articulación en función de las necesidades del país y la posibilidad de inserción de nuevos cuadros en el aparato productivo del país. 

Otro de los retos, continuó, consiste en las reformas que tendrá la Ley de Educación en el que se “hablará por primera vez y de manera novedosa en México y en el mundo” en establecer como derecho constitucional el acceso a la ciencia.  

“Será un reto inmenso para poder acceder a los lenguajes de este conocimiento… En el país, lamentablemente, las evaluaciones como Planea o Pisa muestran que el 50 por ciento de la población no cuenta con las competencias para acceder al sistema educativo de los niveles de nivel superior; es decir, el 50 por ciento de los ciudadanos son analfabetas funcionales”. 

La directora adjunta de Desarrollo Científico del Conacyt comentó que la ciencia es una condición indispensable para alcanzar las condiciones de bienestar establecidas como meta fundamental por el gobierno actual, consistente en que el trabajo vaya de abajo hacia arriba y con ello se reduzcan las brechas del conocimiento científico, y por tanto el crecimiento y el bienestar. 

Notó que en la nueva ley de ciencia intervienen las humanidades, que constituye el relevamiento de algo implícito en el propio desarrollo, ya que para que el Conacyt es muy importante hacer explícito el lugar y la relación consustancial entre las humanidades y la ciencia. 

De paso, dijo que el Covid-19 ha dejado al descubierto la importancia del desarrollo del conocimiento científico y la necesidad de políticas públicas que eviten situaciones graves como dicha pandemia. “La relación del conocimiento científico debe ser clave en la solución de problemas de alimentación, contaminación ambiental y del agua, problemas sociales como las violencias de género, la social y estructural derivadas del narcotráfico”, sostuvo. 

- Advertisement -
- Anuncio -

Últimas noticias

En el barro bruñido, la tradición es primordial pues es la herencia cultural de los antepasados, afirman artesanas

Para Dina Vera Medina, sexta generación de mujeres alfareras en Los Reyes Metzontla, en la artesanía, la juventud está...
- Anuncio -