Ven reclutamiento del crimen organizado en desapariciones en Puebla

El fenómeno de los desaparecidos en Puebla podría estar ligado al reclutamiento de personas por parte de grupos dedicados al crimen organizado, de acuerdo con el Colectivo Voz de los Desaparecidos, pues las víctimas comparten una característica principal: se encuentran en su etapa productiva.

Para ejemplificar su apreciación, María Luisa Núñez Barojas, representante de la agrupación, explicó que entre los últimos casos destaca el de dos personas que trabajaban en una mueblería y que desaparecieron al ir a dejar un pedido.

En entrevista con La Jornada de Oriente, la activista denunció que los casos de personas no localizadas en el estado, van en aumento, situación que preocupa pues señaló que ni la Fiscalía General del Estado (FGE) ni la Comisión de Búsqueda cuentan con las herramientas necesarias para una óptima localización, como personal y protocolos específicos.


Núñez indicó que hay una constante en los casos que el colectivo ha atendido, la cual consiste en que las víctimas son personas que se encuentran en su etapa productiva, sanas y jóvenes, por lo que indicó que esto podría ser un indicio de que están siendo reclutadas para células delictivas.

Señaló que uno de los casos suscitados en octubre pasado, corresponde a dos hombres que trabajaban en una mueblería y que acudieron a llevar un pedido, pero desaparecieron en el trayecto, según refirieron sus familiares.

En el caso de las mujeres, indicó que los casos tienen que ver con féminas jóvenes, por lo que es posible que hayan sido enroladas redes de trata de personas.

Buscan a María Fernanda Rosete, desapareció en Izúcar de Matamoros

Familiares de María Fernanda Rosete Fuentes, de 16 años de edad, solicitaron apoyo a las autoridades y a los ciudadanos para dar con su paradero, pues no tienen noticias de ella desde la tarde del 31 de diciembre, cuando salió de su domicilio con rumbo al mercado municipal de Izúcar de Matamoros a encontrarse con su mamá, quien labora en este sitio, pero no llegó.

Sus familiares se dijeron molestos por comentarios que personas han realizado, en el sentido de que la menor pudo “haberse ido con el novio”, pues señalaron que prácticamente permanecía en su domicilio, por lo que descartaron también que se haya marchado por decisión propia.

En ese sentido, pidieron ayuda a las autoridades para dar con su paradero y evitar que sea víctima de algún delito, mientras que a la población pidieron compartir la ficha con los datos de la desaparición.

Cuando desapareció, María Fernanda vestía una blusa amarilla, un pantalón color gris, una gorra blanca y una mochila rosa. Tiene el cabello largo, hasta la cintura, mide 1.60 metros, es de test clara y tiene un lugar en el pómulo derecho. Cualquier dato puede comunicarse al número 2212838142.