10 mil trabajadores de la industria de la construcción están inactivos; no hay obras: CTM

FOTO: esimagen / Miguel Romero

Más de 10 mil empleados del sector de la construcción en el estado de Puebla se encuentran parados, debido a que la realización de obra pública y privada también se encuentra detenida por la pandemia de Covid-19.

Cabe hacer mención que sigue vigente el decreto estatal que establece que no hay condiciones para el retorno a la actividad en dicha industria ni en la automotriz, aunque de esta última ya se reactivaron Audi, algunas proveedoras y Volkswagen se prevé lo haga este lunes.

El secretario general de la Confederación de Trabajadores de México (CTM), Leobardo Soto Martínez confirmó que 80 constructoras donde la central que dirige tiene representación, no han reanudado actividades.


En el supuesto de que quisieran hacerlo, tampoco hay muchos proyectos, públicos y privados, que se estén desarrollando o próximos a iniciar.

“No hay obra pública numerosa, digamos, las pocas que se están haciendo siguen su ritmo, las demás no se han activado y sí está paralizado (el sector)”.

De acuerdo al cálculo del dirigente de la central obrera, alrededor del 80 o 90 por ciento de las empresas dedicadas a la edificación en el estado de Puebla se encuentran inactivas.

Con base en las estimaciones de Héctor Sánchez Morales, presidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), a lo largo de este año, en el sector que representa, se han perdido siete mil empleos en toda la entidad.

En el mismo tema de estragos en la industria de la construcción, a mediados del presente mes, Miguel López Zepeda, dirigente del Sindicato Ignacio Zaragoza, confirmó que 2 mil 400 trabajadores se encuentran desempleados, debido a que las empresas del ramo ya no pudieron pagarles al menos una fracción del salario normal.

Indicó que los afectados subsisten de ayudas, préstamos, labores en el campo o pequeñas reparaciones para las que los llegan a contratar.

Por ese motivo, el dirigente demandó al gobierno estatal que en breve se permita el regreso a las obras, ya que consideró que al no existir todavía una vacuna, la sociedad debe comenzar a aprender a vivir con el nuevo coronavirus.

Por otra parte, Leobardo Soto confirmó que ya se llegó a un acuerdo de pago con las empresas subcontratadas por Iberdrola para la construcción de una central fotovoltaica en Cuyoaco, luego de que días atrás 100 camioneros afiliados a la CTM y al Sindicato Libertad acusaron adeudo de 12 millones de pesos, por lo cual pararon labores durante dos días.

El cetemista no precisó cuánto es lo que se les ha cubierto a los transportistas, solo indicó que ya empezaron a liberar el recurso que estaba pendiente desde noviembre de 2019.