Rechaza TEEP que Francisco Castillo violentara políticamente a la regidora Díaz de Rivera

El Tribunal Electoral del Estado de Puebla (TEEP) rechazó que el ex secretario de Medio Ambiente Francisco Castillo Montemayor incurriera en violencia política en razón de género, por acusar a la regidora del PAN Augusta Díaz de Rivera Hernández de ser “indigna” para ocupar ese cargo público.  

La expresión impugnada se dio en la sesión de la Comisión del Agua del cabildo de Puebla del 25 de abril de 2019, donde Castillo reprochó a la panista por defender a la empresa Agua de Puebla, que tiene a su cargo el servicio de agua potable en la capital del estado y enfrenta múltiples denuncias de malos manejos.

El caso llegó al TEEP debido a que Díaz de Rivera promovió una queja contra el ex funcionario estatal en la que alegó violencia política en su contra. 


Los magistrados Norma Angélica Sandoval Sánchez y Ricardo Adrián Rodríguez Perdomo coincidieron en que las críticas emitidas por Francisco Castillo no se dirigieron a la regidora por su calidad de mujer.

 

Sandoval abundó que los comentarios no generaron un menoscabo o anulación del reconocimiento, goce o ejercicio de los derechos político-electorales de Augusta Díaz de Rivera, por lo que no se acreditó la violación.

“El mero hecho de que determinadas expresiones resulten insidiosas, ofensivas o agresivas no se traduce en violencia política y, además, los actos denunciados se dieron en el contexto de un debate”, explicó la magistrada.     

Por el contrario, el presidente del TEEP, Jesús Gerardo Saravia Rivera, consideró que sí hubo violencia política de género y, como responsable del proyecto de sentencia, propuso al tribunal sancionar a Castillo con una amonestación pública.

También sugirió ordenar al ex funcionario estatal difundir una disculpa pública y asistir de manera presencial a un taller de sensibilización, sin embargo, sus pares votaron en contra del proyecto al considerar que no le asistió la razón.