Domingo, julio 21, 2024

Sigue celebrando el Foro Cultural Karuzo su decimoctavo aniversario

Guillermo y Leo Briseño le ponen rock y blues a la noche

Karuzo por dieciocho. El viernes 12 de abril, apenas empezada la noche, el Foro Cultural Karuzo se dispone a festejar su decimoctavo aniversario con los clientes de costumbre, la música de fondo a un volumen discreto que no estorbe las conversaciones, las primeras cervezas y mezcales del fin de semana que ya se asoma. 

En 18 años el Karuzo ha conseguido convertirse en un punto de encuentro imprescindible para los amantes del arte y la creatividad en Puebla. Situado en el centro de la ciudad, este espacio dinámico ha florecido como un faro para artistas emergentes y establecidos por igual. Sus paredes están adornadas con obras de artistas locales y regionales, mientras que su escenario acoge a músicos, poetas, comediantes y más, brindando una experiencia cultural única y enriquecedora. 

Karuzo por dieciocho. Itzell Sánchez y Arturo Muñoz, Itzell y Carcará para todos, reciben en la puerta como quien recibe en casa. Se los ha visto igual todos estos años mientras adentro tocaba Jaime López, o disertaba Richard Stallman, o exponía Gogo Ilustra. Frente a ellos han pasado Carlos Arellano y los científicos del INAOE, las Reinas Chulas y el Mastuerzo, José Manuel Aguilera y Leticia Servín. A lo largo de los años, el Karuzo ha mantenido su compromiso con el arte en todas sus formas, desde pintura y escultura hasta música y teatro. Ha servido como plataforma de lanzamiento para numerosos artistas, proporcionándoles un espacio donde puedan exhibir su trabajo y conectarse con otros miembros de la comunidad artística. 

Viernes 12 de abril. Hace exactamente 70 años se grabó en Decca Records Rock Around the Clock. En Karuzo empiezan a sonar las notas de una PRS Silver Sky de la mano y la voz de Leo Briseño, Briseño el Joven, que recuerda sus primeras andaduras infantiles por este foro que terminaban siempre pidiendo “que me juntaran tres sillas” para dormir, mientras Guillermo Briseño, ahora ya Briseño el Viejo, como Brueghel y Brueghel, continuaba su espectáculo. Hoy, Briseño el Joven empieza esta vuelta al reloj del rock y el blues y la memoria. 

Karuzo por dieciocho más Briseño al cuadrado parecería una ecuación absurda, pero ahora Briseño el Viejo se sube al escenario, posa las manos en el teclado y empieza a desgranar una ristra de recuerdos, canciones y versos; igual te sincopa un blues que te teje una décima, que te regala una ironía política, pura maestría; y Briseño el Joven cambia la PRS por una Fender Stratocaster y ahora sí cada miembro del público, de los seis años a los ochenta, tiene sus propios mitos musicales para contentarse. 

 Azulmente es que se toca 

muy despacio hasta que duele  

que la conciencia revele 

que su resistencia es poca  

y puede volverse loca  

con el pulso que respira  

porque llorando se inspira  

y despierta la cascada 

la pregunta contestada 

al ritmo que el alma gira 

 

Los Briseños le cantan al país y al amor, al desamor y a la guerra, se ríen de Xóchitl y de Fox, de los partidos y de todo mainstream. Canción a canción, Guillermo le pone sabiduría y paciencia y Leo le sacude huracanes y aires nuevos. De repente, el Briseño que sabe tocar para multitudes en los escenarios más privilegiados se detiene para agradecerle al Karuzo, este sitio del que dice: “Aquí deshojan las capas de la cebolla cultural; la gente precisa algo como esto, precisa encontrar… no dónde esconderse, sino dónde atrincherarse; eso es este lugar, y es por eso que digo salud”. 

Y el público brinda con él, porque cómo no brindar con Briseño el Viejo, que acaba de cantar como quien arma un silogismo: “Te amo. / Voy a hacer una canción de amor”, todo un tratado de poética en dos versos.  

Y se siguen así los Briseños, El Viejo y el Joven, y circulan los mezcales y sonríen Itzell y Carcará, Briseño al cuadrado más Karuzo por dieciocho, igual a una trinchera de felicidad. (Juan Sebastián Gatti) 

Te puede interesar: El foro cultural Karuzo recibirá recursos federales para no dejar su labor cultural

Temas

Más noticias

Fósil de dinosaurio logra cifra récord de 44.6 mdd

Nueva York. El esqueleto de estegosaurio más completo jamás encontrado, de unos 150 millones de años, alcanzó ayer 44.6 millones de dólares en una subasta...

Por primera vez, las mujeres tricolores predominan en la delegación olímpica

Ciudad de México. Por primera vez desde que México incursionó en unos Juegos Olímpicos en 1924, la delegación nacional participará con más mujeres que...

Últimas

Últimas

Relacionadas

Diserta galeno sobre la relación del arte con las prácticas médicas

Ciudad de México. El arte y la medicina han estado unidas en la historia, sostuvo Álvaro Lomelí Rivas, director médico del Instituto Nacional de Rehabilitación...

Ana Emilia Felker critica la blanquitud como sistema de supervivencia y de aspiración

En el ensayo narrativo Pantano, la escritora Ana Emilia Felker (Ciudad de México, 1986) reunió “un mosaico de voces e historias que me permitieran...

Archivo histórico y museo revalora a mineros

Ciudad de México. El Archivo Histórico y Museo de Minería de Pachuca, Hidalgo, creado por una asociación civil en 1987, ofrece cuatro espacios de...

Más noticias

Fósil de dinosaurio logra cifra récord de 44.6 mdd

Nueva York. El esqueleto de estegosaurio más completo jamás encontrado, de unos 150 millones de años, alcanzó ayer 44.6 millones de dólares en una subasta...

Por primera vez, las mujeres tricolores predominan en la delegación olímpica

Ciudad de México. Por primera vez desde que México incursionó en unos Juegos Olímpicos en 1924, la delegación nacional participará con más mujeres que...

Por carecer de permisos e invadir casi 600 hectáreas, Tecamachalco clausura planta de Cruz Azul

Por carecer de permisos para operar e invadir 598 hectáreas del territorio, el gobierno municipal de Tecamachalco clausuró este miércoles un yacimiento de la...