Se oponen organizaciones y pobladores de la Sierra Negra a consultas sobre “proyectos de muerte”

Amador Montalvo, integrante del Comité de Resistencia contra la Hidroeléctrica de Minera Autlán en la Sierra Negra, recordó que los pueblos originarios tienen derecho a la libre determinación y por lo tanto adelantó que si se siguen promoviendo esas consultas en el país se va a generar un caos ■ Foto Elizabeth Rodríguez Lezama

Tehuacán. Organizaciones sociales y habitantes de la Sierra Negra se pronunciaron en contra de la aplicación de consultas para validar proyectos de muerte como es el caso de la hidroeléctrica en la Sierra Negra, pues señalaron que un ejercicio de esa naturaleza no puede sustituir los acuerdos internacionales signados por México que están encaminados a la protección de los pueblos indígenas.

Amador Montalvo, integrante del Comité de Resistencia contra la Hidroeléctrica de Minera Autlán en la Sierra Negra, recordó que los pueblos originarios tienen derecho a la libre determinación y por lo tanto adelantó que si se siguen promoviendo esas consultas en el país se va a generar un caos.

Sobre la hidroeléctrica que se quiere imponer sobre los ríos Coyolapa y Atzala señaló que los habitantes de esta región van a mantener la lucha en defensa del agua y el territorio, lo cual seguirán haciendo bajo acciones pacíficas pero de manera totalmente unida entre las comunidades.


Por su parte Omar Esparza, líder del Movimiento Agrario Indígena Zapatista (MAIZ) lamentó que desde la Federación se quieran validar proyectos de muerte tal como ya ocurrió con la termoeléctrica Morelos, lo cual consideró como una gran simulación para imponer un proyecto que ha sido rechazado por las comunidades indígenas.

Esparza aseveró que lamentablemente la reforma energética no está cancelada, por lo cual sigue siendo la parte medular de despojo a los pueblos originarios por lo que mientras no se abrogue mantiene en peligro a las comunidades indígenas.

Desde esta región los activistas expresaron su solidaridad con el pueblo de Amilcingo por el asesinato de Samir Flores Soberanes, activista opositor a la termoeléctrica, quien fue privado de la vida poco antes de que se llevara a cabo la consulta sobre ese proyecto.

Omar, anunció que existe una propuesta para unirse todos los pueblos que mantienen luchas contra proyectos de muerte, dentro de los cuales se encuentran presas, hidroeléctricas o mineras, a fin de hacer un frente común para impedir que se lleven a cabo, por lo que resaltó que están a la espera del llamado que hagan los habitantes de Amilcingo para unirse a las movilizaciones.

“Hemos acordado empezar a caminar juntos porque ese agravio de Amilcingo es el ejemplo de lo que va a pasar en todas las demás luchas” añadió el representante de MAIZ, al tiempo de resaltar que en la Sierra Negra siguen alertas por la posibilidad de que se quiera aplicar una consulta referente a la hidroeléctrica.