Reportan 15 feminicidios en el estado de Puebla en menos de 50 días

Ministeriales realizan el levantamiento de cadaver de una mujer en la zona de las Brisas en Valsequillo, al parecer sus tatuajes coinciden con los de una mujer reportada como desaparecida de nombre Samai Alejandra Salgado

A 50 días del inicio de 2016 se reportaron 15 asesinatos con violencia a mujeres en el estado de Puebla, que encajan en el cuadro legal de feminicidios, de los cuales cuatro fueron registrados este sábado en la capital y los municipios de Tepeaca y San Pedro Cholula.

Del total de los casos, sólo cuatro fueron reconocidos por el fiscal general local, Víctor Carrancá Bourget, y se desconoce las indagatorias del resto de las muertes.

Sobre el tema, el rector de la Universidad Iberoamericana campus Puebla, Fernando Fernández Font, consideró urgente decretar la alerta de género en el estado ante el incremento de feminicidios.


El año pasado cuestionó la autonomía de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CDH), que en lugar de pugnar por esta alerta, dijo, se ha dedicado a enviar una serie de cuestionarios a las organizaciones civiles que reclaman atención a esta problemática.

En redes sociales el caso más conocido fue el de Samaí Alejandra Márquez Salgado, quien desapareció con dos meses de embarazo el pasado 17 de febrero. Su cuerpo fue encontrado este fin de semana en la presa Valsequillo, al sur de la capital poblana.

La joven de 25 años de edad presentaba golpes en el rostro, y fue ejecutada con un disparo de arma de fuego en la cabeza, según los resultados de la necropsia realizada por el Servicio Médico Forense.

De acuerdo al primer informe emitido por el Sistema de Urgencias Médicas Avanzadas, la mujer presenta lesiones y golpes en el cuerpo, además de que contaba con los tatuajes que confirmaron su identidad.

El sábado una segunda mujer, de alrededor de 25 años de edad, no identificada, fue encontrada muerta con un golpe en la cabeza.

Los restos se ubicaron en una obra en construcción de las calles Segunda Privada Miguel de la Madrid y Camino Real a Tlaxcala, en la comunidad de San Jerónimo Caleras.

Ese mismo día a las 10:30 horas se reportó el hallazgo de Maribel Hernández Martínez, de 29 años de edad, quien fue golpeada y ahorcada en un árbol con las agujetas de sus zapatos.

El cadáver fue encontrado en el Libramiento de la 4 Sur esquina con 6 Norte, en el barrio Santa Cruz Temilco, en el municipio de Tepeaca, mientras que el mismo día en la comunidad de San Gregorio Zacapechpan, del municipio de San Pedro Cholula, se halló el cuarto cuerpo de una fémina tras el reporte al número telefónico de Emergencias 066.

La mujer de aproximadamente 35 años de edad estaba desnuda boca abajo, degollada y don golpes en el rostro y la cabeza.

En enero las autoridades reportaron siete feminicidios, entre ellos el de Manuela Jiménez Acatla, quien fue brutalmente asesinada en la población de Chiconcuautla, ubicada en la Sierra Norte del estado.

El resto de los asesinatos con violencia sucedieron en los municipios de Tepeaca, Cuautlancingo, Huejotzingo, San Martín Texmelucan, Huauchinango y Acatlán de Osorio.

Manuela tenía 77 años de edad y fue encontrada por sus familiares en un predio de la zona conocida como Kokoyoco.

El cuerpo fue degollado y presentaba heridas en las mejillas y un trozo de madera incrustado en la parte inferior de la mandíbula.