Lunes, junio 24, 2024

Reformitis aguda

En todas partes los más fuertes

han hecho las leyes y han oprimido a los débiles.

Anne Robert Jacques Turgot

 

Una larga tradición del poder legislativo en México, es la promulgación de leyes al vapor. Ciertamente la razón de ser de las cámaras es la elaboración de leyes pero no es su única función. Por otra parte, hacer muchas leyes no significa legislar bien. Como en muchas otras actividades humanas, acá importa más, o debería importar más, la calidad que la cantidad.

Los propios medios de comunicación han contribuido a fortalecer esta especie de diarreica subcultura legislativa, al medir la labor de los legisladores y sus fracciones parlamentarias por el número de iniciativas presentadas. Poco o nada se ocupan de analizar la viabilidad y pertinencia de tales iniciativas, por no hablar de su constitucionalidad y técnica jurídica. Tampoco de si se cumplen o no.

Así, cuando las legislaturas y sus fracciones partidistas realizan sus balances, se concentran precisamente en el número de iniciativas presentadas y aprobadas, al tiempo que se acusan mutuamente por el alto número de ellas que acaban en la famosa congeladora.

Tanto o más preocupante resulta el hecho de que al hacer un balance de sus balances, se descubre, sin lugar a dudas, que sus esfuerzos legislativos apuntan, fundamentalmente, al beneficio propio y al de los poderes fácticos, la oligarquía empresarial y los grupos de presión. En consecuencia, las mayorías nacionales a quienes dicen representar, suelen ser las más perjudicadas por tan patriótica labor.

De tal suerte que cada vez que se anuncia un periodo de sesiones, ordinario o extraordinario, grandes amenazas y peligros se ciernen sobre la indefensa ciudadanía. Ya sea que aumenten los impuestos –que afectan en primera instancia a los causantes cautivos y mantienen intocados a los intocables– que decidan incrementos paupérrimos a los salarios mínimos, recortes presupuestales a la salud y la educación o nuevas concesiones y privatizaciones de los bienes de la nación.

No faltan, por supuesto, los paquetes de autobeneficios que van desde incrementos de salarios y prestaciones a la alta burocracia (comenzando por ellos mismos), mayores y nuevas partidas para las fracciones parlamentarias, hasta el reparto de puestos en la siempre creciente “administración pública”.

Y para reforzar el blindaje de la nomenclatura, obviamente aprueban nuevas medidas para impedir que miradas indiscretas se asomen a sus bienes y cuentas bancarias en México y el exterior, así como, mantener su derecho exclusivo al uso y abuso de los recursos públicos.

Es por ello que nunca se atienden ni resuelven las iniciativas que tratan de la rendición de cuentas, la revocabilidad del mandato, la consulta popular, el plebiscito, la expropiación de bienes mal habidos, la anulación del secreto bancario, el fuero, la libre participación electoral (al margen de los partidos), la prohibición para postularse a un cargo de elección sin haber concluido el anterior, ni nada que toque con el pétalo de una sanción sus sacrosantos intereses.

Así ocurrirá en el próximo período de sesiones. No podría ser de otra manera. Ya se anuncia, por ejemplo, una reforma en materia de transparencia, tendiente a revertir los avances logrados en los últimos años. El PAN y el PRD han declarado que no van a permitir tal retroceso, pero la experiencia indica que en el toma y daca legislativo, siempre terminan por imponerse los intereses facciosos. Que se jodan los ciudadanos.

También están en disputa otras reformas que amenazan con sobrecalentar el entorno social. La reforma educativa que confronta a las diversas corrientes sindicales y al gobierno en una lucha campal de máscaras contra cabelleras. La reforma fiscal que ha puesto al IVA en alimentos y medicinas, como una espada de Damocles sobre las cabezas de los más jodidos. Y la reforma energética como la cereza de un pastel envenado, listo para servirse en las mesas de las familias mexicanas.

Hasta ahora los ciudadanos de a pie no han dado color. Parecen estar más preocupados en la calificación del Tri para el próximo mundial de futbol, en el futuro del Chicharito o la telenovela de Vela, que en las reformas legislativas. No es extrañar, toda vez que monstruo televisivo de dos cabezas, se encarga puntualmente de engañar y manipular a su audiencia para mantenerla a sana distancia de los asuntos de interés nacional.

La lucha por impedir la privatización de la industria petrolera tiene dos frentes. Uno encabezado por Cuauhtémoc Cárdenas, quien se ha enardecido con el uso publicitario de la figura de su padre, Lázaro el grande, y ha propuesto una consulta popular (de esas que como dije arriba, legalmente no existen porque los legisladores se han encargado de que no existan). A esta iniciativa se han sumado las corrientes burocráticas del PRD, pero la realización de la consulta “con efectos vinculantes” es poco probable y frente esa eventualidad no parecen tener un plan B. Eso implicaría una aceptación de facto de la iniciativa privatizadora presidencial.

El otro frente es liderado por López Obrador, cuya táctica se basa en la movilización popular, para cuyo éxito se requieren estructura orgánica, convicción ideológica, cuadros de base y recursos económicos. Su primera acción (que bien pudiera ser la única) está programada para el 8 de septiembre en el zócalo de la capital del país. El futuro de este frente radica en su capacidad para sumar y crecer y eso está por verse.

En todo caso, el movimiento se demuestra andando, dijo el sabio, y en un ataque de nervios amplios sectores de la población podrían reaccionar y decidir actuar en defensa de sus propios intereses. Esto apenas y a penas comienza. ¿Y usted qué onda?

Cheiser: Toca el turno en la tragicomedia judicial a la sinaloense Sandra Ávila Beltrán, apodada por sabrá dios quien “La Reina del Pacífico”. Extraditada por Felipe Calderón a Estados Unidos, fue devuelta a México habiendo cumplido su condena. Pero la justicia mexicana, arbitraria y vengativa, ha vuelto a encarcelarla para someterá a un tercer proceso, ahora por lavado de dinero. De seguro con eso la rehabilitan, readaptan y reinsertan en la vida social. Ajá.

Temas

Más noticias

Acciones de gobierno municipal en Tlaxcala capital son para beneficio de la gente

Al entregar obras en las localidades de Ixtulco, Tizatlán y Atempan, la presidenta municipal de Tlaxcala, Maribel Pérez Arenas sostuvo que todas las acciones...

Llaman a capturar los paisajes, rituales y cosmovisiones de los volcanes de México

Los volcanes, sus paisajes, sus rituales y cosmovisiones serán el centro de las miradas fotográficas de un concurso que llama a capturar la presencia,...

Últimas

Últimas

Relacionadas

00:02:17

Peticiones y demandas coordinadas  

Cartas a Gracia   La carta que con fecha 11 de octubre, enviara la CNTE al titular del ejecutivo federal para reanudar el diálogo nacional...
00:02:36

¿La CNTE se radicaliza?    

Cartas a Gracia Dirigentes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación anunciarían la realización —desde mayo del 2021— de un “balance de la...
00:10:37

La transexenal Reforma Educativa y la precarización del Magisterio mexicano

La Reforma Educativa aprobada por el Congreso de la Unión del régimen autodenominado de la Cuarta Transformación (4T), no es más que la reforma...

Más noticias

Acciones de gobierno municipal en Tlaxcala capital son para beneficio de la gente

Al entregar obras en las localidades de Ixtulco, Tizatlán y Atempan, la presidenta municipal de Tlaxcala, Maribel Pérez Arenas sostuvo que todas las acciones...

Llaman a capturar los paisajes, rituales y cosmovisiones de los volcanes de México

Los volcanes, sus paisajes, sus rituales y cosmovisiones serán el centro de las miradas fotográficas de un concurso que llama a capturar la presencia,...

Lobos Plateados jugará sus primeros partidos de pretemporada

Los Lobos Plateados anuncian sus primeros partidos de pretemporada de cara al inicio de su actividad dentro de la Liga Nacional de Basquetbol Profesional...