Jueves, julio 18, 2024

Pese al rechazo de los pueblos, Iberdrola busca instalar Parque Fotovoltaico Loma Roja en San José Chiapa

Destacamos

A pesar del rechazo de las comunidades a este tipo de energías limpias, la empresa Energías Renovables Venta III, filial a la multinacional española Iberdrola, solicitó a la Semarnat el análisis de Manifiesto de Impacto Ambiental (MIA) para la instalación del Parque Fotovoltaico Loma Roja, que se ubicarán en los límites de los municipios de San José Chiapa, en el estado de Puebla, y Cuapiaxtla, en Tlaxcala.

De acuerdo con la Gaceta Ecológica número 23 de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), la inversión sería superior a los 6 mil 375 millones de pesos, para producir anualmente 590.614 megawatts por hora (MWh).

El proyecto tendrá una vida útil de 30 años y se considera 26 meses para las etapas de preparación del sitio y construcción que se asentará en terrenos que constituyen una Unidad de Manejo para la Conservación de la Vida Silvestre (UMA)

El Procedimiento de Evaluación de Impacto Ambiental (PEIA) ingresó a la Dirección General de Impacto y Riesgo Ambiental el pasado 20 de mayo, promovido por una empresa filial a Iberdrola, con el folio número 21PU2021E0051.

En marzo pasado, el Senado de la República aprobó reformas a la Ley de la Industria Eléctrica que prioriza ocupar la energía que producen las hidroeléctricas y demás plantas de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), sobre empresas transnacionales como Iberdrola.

Además, los senadores avalaron –a iniciativa del presidente Andrés Manuel López Obrador- la posibilidad de cancelar contratos “no rentables” a las multinacionales.

A partir de ello, jueces han otorgado hasta la fecha al menos 27 suspensiones provisionales contra la ley eléctrica.

Tal como su nombre lo indica, el proyecto consiste en la construcción de un parque fotovoltaico integrado por un área de paneles, un camino de acceso, una subestación de elevación, una subestación de maniobras, una línea de transmisión, una línea de interconexión que en conjunto ocuparán una superficie total de 576.7858 hectáreas de tierra.

En el estado de Tlaxcala únicamente su instalará una parte de la línea de transmisión, la línea de interconexión y la subestación de maniobras. El resto de los elementos del proyecto se encontrará en el estado de Puebla.

El acceso al proyecto se realizará por un camino de aproximadamente 5.04 kilómetros que inicia en el entronque con la Carretera Federal libre Amozoc-Teziutlán (Ruta Mex 129) kilómetro 46.5, que va a la localidad de Ex-hacienda Ojo de Agua y continua hasta llegar al sitio del proyecto.

Iberdrola arguyó que, con base en la consulta realizada en al Atlas Nacional de Riesgo (Cenapred 2015), el proyecto se ubica en un área con riesgo bajo en procesos de deslizamiento de suelos, caída de rocas y otros procesos geomorfológicos.

Sin embargo, la transnacional admite que según las características topográficas, “el área tiene riesgo alto de inundación y posibles procesos erosivos hidrológicos”.

El mayor argumento que da Iberdrola es que tanto Chiapa como Cuapiaxtla son municipios con alta población migrante e indígena y, por lo tanto, instalar este tipo de parques fotovoltaicos generarán empleo en la región.

Ultimas

- Anuncios -
- Anuncios -