Marcos Rodríguez regresa a Puebla para reforzar al PRI desde el INE: Cházaro

■ Foto Mónica Camacho

Sergio Cházaro Flores, ex consejero local del Instituto Nacional Electoral (INE), asegura que Marcos Rodríguez del Castillo regresó a Puebla como vocal ejecutivo del órgano comicial del país para reforzar al PRI en la elección de gobernador del próximo año.

Garantiza que la designación, realizada por el órgano central del INE el miércoles anterior y que surtió efectos ayer, forma parte de una estrategia que restó fuerza al Consejo Local para lograr su control, pues se hizo acompañar de reacomodos en los cargos ciudadanos que redujo a dos el número de consejeros dispuestos a señalar las irregularidades de la contienda.

La Jornada de Oriente presenta la segunda parte de la entrevista a Sergio Cházaro, en la que brinda su punto de vista sobre el nuevo sistema electoral del país que se pondrá a prueba en el estado durante el proceso electoral 2015–2016.


Por primera vez el INE se coordinará con el nuevo Organismo Público Local Electoral (OPLE) para efectuar la elección del año entrante y en ambos casos Cházaro identifica un control político. Mientras el gobernador panista Rafael Moreno Valle Rosas se quedó con el OPLE, el PRI operará desde el INE, apunta.

Marcos Rodríguez fungió como particular del ex gobernador tricolor Mariano Piña Olaya y durante la administración de Manuel Bartlett Díaz ocupó por primera vez la Vocalía Ejecutiva del extinto IFE (hoy INE).

Cházaro explica que no trabajó con él porque rindió protesta como consejero en 1999 y para ese momento Marcos Rodríguez ya no estaba en Puebla, pero afirma que fue testigo de las malas prácticas que heredó dentro del organismo, con las que se perseguía coartar la independencia del Consejo Local.

Señala que difícilmente los consejeros en funciones pondrán un alto a la injerencia del Revolucionario Institucional, pues la mayoría la conforman perfiles que a su parecer se encuentran poco preparados o ya fueron “cooptados por el sistema”.

Los únicos garantes de la democracia que vislumbra dentro del INE para los comicios locales de 2016 son los consejeros Gustavo Enrique López Romero y Alfredo Domínguez Buenfil, pero –acota– son dos de siete.

“Con un Marco Rodríguez al frente y un Consejo Local débil no van a hacer nada o harán muy poco para defender la legalidad del proceso”, lamenta quien fue representante ciudadano ante el órgano comicial del país durante 16 años.