Lo que ocurre en Tehuacán es producto de un accidente de la democracia electiva, dice Miguel Barbosa

Tehuacán vive el producto de “esos accidentes de la democracia electiva” sostuvo el gobernador Miguel Barbosa Huerta, al hablar sobre la situación que enfrenta el municipio desde la llegada de la actual administración municipal, que a la fecha no logra estabilidad.

Para el Ejecutivo del Estado, el problema tuvo su origen desde el momento en que se definieron las candidaturas, pues dijo que “la integración de la planilla ganadora fue muy desafortunada, en todos los sentidos”.

Destacó que producto de ello este municipio que es el segundo más grande de la entidad “quedó en manos de personas que no tenían el tamaño para ser los gobernantes de un lugar así”.


Apenas habían transcurrido unos meses del inicio de la administración municipal, cuando ya el Cabildo estaba dividido y se hablaba de un desfalco superior a los 120 millones de pesos. Esa situación llevó a denuncias penales en contra del presidente municipal, Felipe Patjane Martínez y su posterior detención. Actualmente se encuentra preso en el reclusorio de Tepexi de Rodríguez.

No es el único integrante del cabildo privado de su libertad, por denuncias en su contra; el mes pasado fue detenido el regidor de Hacienda Víctor Manuel Cannán Barquet, a quien también se le señala de anomalías relacionadas con 8 millones de pesos.

El presidente municipal sustituto Andrés Artemio Caballero López, tuvo que recurrir a los tribunales para conseguir la validación de sus derechos y obligar al cabildo a tomarle protesta como alcalde suplente, cargo que ocupa desde finales de junio.

Hay, al menos, dos peticiones ciudadanas de disolución del Cabildo, lo cual el ayuntamiento logró detener a través de una controversia constitucional que sirvió para que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ordenara suspender provisionalmente la ejecución de esa acción.

Al interior del cabildo la división es notoria, por lo que no se logran sacar todos los proyectos de manera favorable, recientemente se negó la aprobación de los estados financieros de abril y mayo, lo cual significa que el recurso aplicado en ese periodo recibirá observaciones por parte de la Auditoría Superior del Estado.

Siguen en curso denuncias penales contra funcionarios y ex funcionarios, entre ellos están algunos regidores, ex directores y, al parecer también la síndico, por lo que pesa sobre ellos la posibilidad de que se liberen órdenes de aprehensión.