Indagan sobre una banda que asalta tiendas de conveniencia con engaños a cajeras

La Fiscalía General del Estado (FGE) investiga a una banda de asaltantes de tiendas de oportunidad, quienes han implementado una modalidad para sus hurtos: engañan a las cajeras de esos negocios colocándoles un cinturón con supuestos explosivos y las obligan a hacer retiros en efectivo.

El delito más reciente con este esquema fue cometido la noche de ayer en un Oxxo de la junta auxiliar Ignacio Romero Vargas de la capital.

En un tema relacionado con la inseguridad, ayer se informó que a través de patrullajes cibernéticos, agentes de la Policía Estatal detuvieron a dos presuntos falsificadores de documentos y narcomenudistas en la junta auxiliar de Santiago Momoxpan, perteneciente al municipio de San Pedro Cholula.


En la red social Facebook, los uniformados detectaron un perfil que ofrecía la falsificación de diversos documentos, por lo que se le dio seguimiento hasta que finalmente los responsables fueron ubicados en las inmediaciones del Bulevar Forjadores.

Los detenidos fueron identificados como Miguel Enrique M., de 28 años, y Gumercino M., de 30 años, a quienes se les encontró en posesión de una memoria USB con documentos falsos, además de 30 envoltorios con hierba seca con apariencia de marihuana.

Los sujetos quedaron a disposición de las autoridades ministeriales para continuar con las investigaciones correspondientes.

Además, avier B., presunto líder de un grupo dedicado al narcomenudeo en esta región, fue capturado por agentes de la Policía Estatal en posesión de un arma de fuego y de sustancias con la apariencia de las drogas heroína y cocaína.

Fue detectado por los uniformados a bordo de una camioneta Ford Focus Sport; al hacerle una revisión le encontraron 23 envoltorios que contenían una pasta negra con apariencia de la heroína y 15 bolsas con polvo blanco con características de la cocaína, además de un arma de fuego calibre 380 automática y cinco cartuchos útiles.

Según trabajos de inteligencia de la Secretaría de Seguridad Pública, desde hace cuatro años Javier B. utiliza un bar, un hotel y una miscelánea para la venta de droga, delito en el que participan algunos de sus familiares, además de que cuenta con antecedentes penales por el delito de lenocinio.