Viernes, diciembre 3, 2021

INAOE alista su observación hacia Apophis, un asteroide que pasará cerca de la Tierra

Relacionadas

En su 50 aniversario, INAOE otorga Honoris Causa a Elena Poniatowska

El Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica (INAOE) celebró una historia de 50 años, de voluntades políticas, científicas...

El Covid-19 ha unido a la comunidad científica mundial: Lilia Cedillo Ramírez

Las pandemias han acompañado al hombre a lo largo de su historia; sin embargo, cada vez que aparecen son...

Instituto de Ciencia y Tecnología de Tlaxcala

¿Es necesario un Instituto de Ciencia y Tecnología en el estado de Tlaxcala? ¿Se requiere una política de ciencia...

Destacadas

Cada 24 horas se cometen más de dos violaciones sexuales en Puebla: SESNSP

En el estado de Puebla se cometen cada 24 horas más de dos violaciones sexuales, reveló el Secretariado Ejecutivo...

Inútil bloquear carreteras para destituir a edil, dice Barbosa a inconformes de Ahuehuetitla

A los habitantes de Ahuehuetitla que tomaron ayer por la  mañana una carretera, el gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta...

Con 82 homicidios, noviembre fue el segundo mes más violento del año

Después de marzo, noviembre se convirtió en el segundo mes más violento del año, al sumar 82 homicidios relacionados...

El próximo 6 de marzo a las 17:15 horas, tiempo local de Puebla, pasará “cerca” de la Tierra el asteroide Apophis, uno de los llamados Asteroides Potencialmente Peligrosos (PHA, por sus siglas en inglés) que, por su dimensión, en caso de que entrara en órbita, podría causar una posible colisión con el planeta. 

El Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica (INAOE) informa que en el caso de Apophis, que tomó su nombre de un dios egipcio, una serpiente demoníaca que personificaba el mal y el caos, su paso por la Tierra -estimado en 43.89 veces la distancia promedio de la Tierra a la Luna- servirá para estudiarlo y precisar sus propiedades, tanto físicas como orbitales. 

Apophis mide entre 225 y 375 metros, con forma elongada, y aunque en el pasado recientemente han caído cuerpos de esta naturaleza en la Tierra, nada se le compara. Fue descubierto el 19 de junio de 2004 por los astrónomos Roy Tucker, David Tholen y Fabrizio Bernardi en el Observatorio Nacional Kitt Peak en Tucson, Arizona.  

- Anuncio -

Apophis es 300 veces más masivo que el cuerpo que provocó el evento de Tunguska (Rusia) en 1908 y cinco mil veces más masivo que el de Chelyabinsk (15 de febrero del 2013), por eso ha suscitado gran interés ya que se trata de un encuentro poco común.  

Un asteroide de estas dimensiones impacta la Tierra, en promedio, una vez cada cincuenta mil años, exponen los investigadores Raúl Mújica García, Sergio Camacho Lara, José R. Valdés Parra y José Guichard Romero. 

El paso “cercano” de este asteroide es motivo de una campaña de observación mundial. Astrónomos del planeta se han organizado para obtener información sobre Apophis con miras a preparar las observaciones de su acercamiento de 2029. Ello, porque las observaciones alrededor del paso del próximo 6 de marzo servirán para precisar los cálculos del acercamiento del 2029 y recalcular las probabilidades de impacto de las siguientes aproximaciones en 2036, 2044, 2051, 2058, 2068, 2073 y 2080.  

Ya no sólo se trata de mejorar la órbita, sino además de determinar de manera más precisa su forma y el modo en que está moviéndose, ya que no sólo viene rotando, sino también “dando tumbos”. La manera en que esté orientado durante su acercamiento a la Tierra determinará el futuro de su órbita. 

Además de los objetivos científicos, la campaña tiene dos grandes componentes de defensa planetaria. Primero, se simulará que Apophis no ha sido aún descubierto y se verá qué tan rápido puede ser “descubierto” por los observatorios de la Red Internacional de Alerta de Asteroides (IAWN, por sus siglas en inglés), fundado en 2015, y en donde el INAOE fue miembro fundador. 

Una vez “descubierto” Apophis, se hará la caracterización de su órbita, tamaño, rotación y composición. Con las observaciones hechas hasta el 23 de febrero de este año, se ha calculado que la probabilidad de impacto a la Tierra en el 2029 puede llegar a un 13 por ciento, pero sabemos que con más observaciones esa probabilidad podrá disminuir hasta ser prácticamente cero. 

El segundo componente de la campaña será modelar los daños ocasionados por Apophis si impactara en una gran zona metropolitana, en la costa, cerca de una planta nuclear o en alta mar, así como desarrollar medidas de mitigación de las consecuencias de un impacto para cada escenario descrito.  

En suma, la Campaña Apophis 2021 servirá para preparar una respuesta internacional si se llegara a descubrir un asteroide con alta probabilidad de impactar a la Tierra. Desde México, varios observatorios están participando en la campaña. Astrónomos del INAOE ya están apuntando a Apophis con la Cámara Schmidt de Tonantzintla en Puebla, para construir su curva de luz y determinar posibles cambios en su período de rotación y la inclinación de su eje de rotación.  

Del 5 al 10 de marzo, se realizarán observaciones espectroscópicas con el telescopio de 2.1m del Observatorio Astrofísico “Guillermo Haro”, en Cananea, Sonora, con el objetivo de estudiar cambios en su composición mineralógica superficial a medida que Apophis se acerca a la Tierra.  

- Anuncio -

Ultimas

Presentan agenda de trabajo 2022 del Inpode

Al sostener un encuentro con presidentes municipales, directores y regidores del deporte, la directora general del Instituto Poblano del...
- Anuncio -
- Anuncio -
- Anuncio -