Funerarias retienen hasta 10 días cadáveres con Covid–19 por carecer de crematorios

Hay negocios de compra–venta de ataúdes en el mercado que con tal de ganar dinero pueden guardar hasta 10 días el cadáver de una persona fallecida por coronavirus, debido a que carecen de un crematorio y a pesar de que por disposición oficial la inhumación o la cremación debe hacerse de inmediato, denunció Héctor Corona López, presidente de la Asociación de Agencias Funerarias de Puebla AC.

En entrevista vía telefónica el también dueño de Velatorios Cristo Rey expuso que hasta en un 60 por ciento aumentaron los servicios funerarios durante la pandemia por Covid–19.

Respecto a las normas establecidas por las autoridades advirtió sobre la existencia de negocios de compra–venta de ataúdes –ajenos a su asociación–, conocidos en el mercado como “cajoneros”, que con tal de obtener beneficios económicos pueden guardar hasta 10 días el cadáver de una persona fallecida por Covid–19 a pesar del riesgo sanitario que esto provoca.


“También los embalsaman o los velan algo que no está permitido. Por hacer negocio guardan los cuerpos”, expuso.

Manifestó que la retención de los cuerpos se debe en gran medida a que carecen de un horno crematorio, por lo que buscan a otras empresas para que les hagan dicho trabajo.

Recordó que ese tipo de negocios han tenido un crecimiento importante en las últimas décadas, ya que hace 22 años había un estimado de 37 pero hoy suman 140 en el municipio, además de que están teniendo demanda en medio de la pandemia.

Subrayó que desconoce si los negocios cuentan con la certificación de las autoridades, no obstante sugirió que es probable que operen de manera irregular.

Sostuvo que en Puebla capital son pocas las agencias funerarias que cuentan con hornos ecológicos para cremar fallecidos, tecnología traída de Estados Unidos, entre los que destaca Valle de los Ángeles, Puerta del Cielo y Cristo Rey.

Incrementaron en 60% los servicios funerarios

El empresario afirmó que en ocasiones puede llegar a ser relativo el número de fallecimientos, no obstante se han llegado a registrar 80 servicios en un día, de las cuales entre 48 y 50 corresponden a personas fallecidas por Covid–19.

Manifestó que en función de que no todas las funerarias cuentan con crematorios y la demanda ha aumentado hay personas en la capital del estado que prefieren buscar agencias en Atlixco, Tlaxcala y Cholula, en gran medida por los precios.

Expuso que en promedio el costo de un funeral oscila entre los 10 a 25 mil pesos, dependiendo de si se busca la cremación o la inhumación, al tiempo de destacar que no se permite la velación y el embalsamamiento en caso de tratarse de una persona fallecida por coronavirus.