En el pasado, hasta periodistas tenían constructoras para hacer obra pública, denuncia Barbosa

El gobernador de Puebla, Luis Miguel Barbosa Huerta, confirmó el pasado viernes una práctica que se sabía inició en el gobierno del priista Mario Marín Torres, y que prosiguió, al menos, hasta la administración que encabezó el fallecido panista, Rafael Moreno Valle Rosas: periodistas que se convirtieron en prósperos constructores de obra pública en unos cuantos años.

El tema salió a colación en la rueda de medios que el mandatario ofrece de lunes a viernes de manera cotidiana para informar sobre la estrategia para contener el contagio de coronavirus y el comportamiento social.

El titular del Ejecutivo se refirió a “una política para incentivar la reactivación económica, con acciones de empleo temporal a través de obra pública. Nada más que cualquier obra pública que lleva a cabo el Estado no la hace el Estado, el estado licita. Y el Estado no tiene constructoras, como hacían en el pasado, que por cierto hasta periodistas tenían constructoras”.


El viernes pasado, al cumplirse una semana de la reapertura, el gobernador Miguel Barbosa Huerta reportó que el regreso está siendo ordenado, progresivo y parcial; sin embargo, reiteró su petición a las y los poblanos y a los diferentes sectores de la sociedad, a seguir aplicando las medidas sanitarias para controlar el número de contagios de Covid–19 y de esta forma mantener abiertas las actividades sociales y económicas.

En la habitual videoconferencia de prensa, en la que reportó 215 nuevos casos de coronavirus y 23 muertes en las últimas 72 horas, el mandatario destacó que Puebla va avanzando en esta “nueva normalidad” en término de los decretos que el gobierno del estado emitió para evitar la propagación de esta enfermedad.

Por su parte, la secretaria de Economía, Olivia Salomón, explicó que para que las empresas y establecimientos obtengan su código QR de validación (requisito para que puedan reestablecer actividades) tienen que tramitarlo en la página de Protección Civil (http:// proteccioncivil.puebla.gob.mx/).

En esta plataforma las compañías con uno a 50 empleados podrán obtener dicha validación prácticamente en automático, pues deben de ingresar sus datos generales e imprimir su compromiso de cumplimiento de 10 reglas; mientras que las empresas que rebasen esa cantidad de trabajadores, tienen que ingresar sus protocolos sanitarios y a las 24 horas se les envía su código QR; Olivia Salomón dijo que hasta el momento se han emitido alrededor de 2 mil autorizaciones.

En tanto, con el objetivo de habilitar herramientas digitales que puedan coadyuvar en este proceso de reapertura económica, el subsecretario de Transparencia y Gobierno Digital, Jesús Ramírez Díaz, presentó las aplicaciones “Aforo Seguro” y “Menú digital”.

Mediante la primera de ellas, desarrollada en colaboración con la empresa Parkimovil, los propietarios de establecimientos podrán llevar un control del número de personas que ingresan a su negocio, con el fin de cumplir con los aforos permitidos por las regulaciones correspondientes.