En asamblea informativa exhiben inconsistencia sobre acceso al agua del proyecto Ixtaca

Al celebrarse la reunión informativa sobre el proyecto Ixtaca, la mayoría de las intervenciones ayer en Santa María Sotoltepec fueron para exhibir la inconsistencia del planteamiento que ha hecho Minera Gorrión sobre la utilización de agua para explotar yacimientos minerales en Ixtacamaxtitlán.

El cónclave, que inició a las 10:30 de la mañana y concluyó al filo de las 16, acudieron aproximadamente mil 800 personas, estuvo rodeado de un fuerte dispositivo de cuerpos policiacos del estado y el municipio.

Fueron desplazadas hasta el sitio personas que provenían de las ciudades de Puebla y México y dijeron ser comerciantes o integrantes de la organización Fomento Obrero Nacional. Muchos de ellos portaban camisas y gorras en un color amarillo intenso con leyendas de apoyo a la mina, lo cual está prohibido por ley en este tipo de actos.


Al ser cuestionados sobre su presencia en el acto, manifestaron que estaban ahí para defender la generación de empleo, un argumento idéntico al que suele esgrimir Minera Gorrión para sustentar su interés en aprovecharse de yacimientos de oro y plata.

Otros hombres y mujeres dijeron ser parte del proyecto El Cobre, que lleva a cabo Minera Alondra y de la mina Tinajitas de GoldGroup en Veracruz.

Esas mismas personas eran las que aplaudieron y vitorearon a Jesús Enrique Fabio Dorantes, representante de Gorrión que presentó el proyecto, y también a los otros cuatro únicos ponentes que hablaron a favor de la filial de Almaden Minerals en temas que poca relación tenían con el asunto a tratar, como el de higiene.

Llamó la atención la operación de apoyo a la mina, considerando que ayer no se iba a realizar ningún tipo de votación.

No obstante de las 22 ponencias registradas, solo cuatro no cuestionaron la viabilidad del proyecto Ixtaca y en el resto, representantes y especialistas de organizaciones como el Consejo Tiyat Tlali, Fundar y Poder, entre otras, coincidieron en señalar, con datos duros, que el argumento de Minera Gorrión acerca de que su proyecto se sustentará solo usando agua de lluvia, carece de veracidad.

Otro planteamiento de los crítico y opositores de la compañía es que en todo momento se ha pasado por alto los derechos que tienen las poblaciones indígenas de la región, cuyas formas de vida se verían alteradas de manera dramática e irreversible, de aprobarse el proyecto Ixtaca.

Fue por eso que la gran mayoría de los expositores pidieron que la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) no otorgue los permisos de explotación que está solicitando la filial de Almaden Minerals.