Lunes, marzo 8, 2021

El feminicidio, la otra epidemia que azota a Puebla y que en 2020 podría registrar el año más violento en la última década

Recomendamos

Solo enfrentaron proceso penal 2 de cada 5 detenidos por la SSP en los últimos 3 años

Por cada cinco presuntos delincuentes que la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) detuvo en los últimos tres años, solo...

Puebla suma 17 sancionados por violencia política de género; tres aspiran a un cargo y otro más lo intentó

“Me llegó un inbox diciendo que tuviera cuidado, porque los frenos de mi camioneta podrían fallar. Luego me llegaron...

Se cerrará el relleno sanitario en siete meses, promete Andrés Caballero, quien reconoce que el estado del lugar “es terrible”

Tehuacán. Luego de cinco días de toma del Relleno Sanitario y tras la firma de acuerdos con la mediación...

Antes del virus Covid-19, la otra epidemia que ataca a Puebla son los feminicidios. En los últimos siete años, desde que se tipificó el delito, en el estado se ha documentado hemerográficamente 609 asesinatos de mujeres, en su mayoría casos impunes y no reconocidos por la Fiscalía General del Estado (FGE).

A pesar de la emergencia sanitaria, el 2020 podría ser el año con más feminicidios en la década al rondar casi el centenar de homicidios, a tres casos de superar el fatídico 2017, durante el sexenio morenovallista, cuando se registraron 101 asesinatos.

La información, en su mayoría recopilada por el Observatorio Ciudadano de Derechos Sexuales y Reproductivos (Odesyr) y medios locales especializados, confirma que Puebla es uno de los lugares más peligrosos en el país para ser mujer.

Con 47 feminicidios reconocidos en este año por la Fiscalía de Puebla, el estado se colocó en el quinto lugar a nivel nacional con mayor número de casos.

De acuerdo con una revisión hemerográfica compartida por el Odesyr, en 2013, la entidad registró un total de 50 asesinadas; en 2014, el número de crímenes se incrementó a 60; en 2015, se mantuvo en 50; en 2016 se documentaron 82 casos; y fue a partir de 2017 cuando se contabilizaron 101 homicidios, considerado el año con el mayor número de casos acumulados.

Para 2018,  los feminicidios en Puebla bajaron a 81, pero en 2019 volvieron a subir a 85 asesinatos, y en lo que va del año algunos medios de comunicación han reportado al menos 98 asesinatos contra mujeres.

De manera desglosada, en enero de este año se contabilizaron 11 feminicidios, en febrero, 17; marzo, 14; en abril fueron siete; en mayor se reportaron cinco decesos; en junio, nueve; en julio, siete; en agosto, tres; para septiembre fueron dos; en octubre, nueve asesinatos;  en noviembre 11, y tres reportados en diciembre.

Sin embargo, en la última semana de noviembre y la primera de diciembre se perpetraron al menos siete feminicidios en el estado.

Si se hace un comparativo entre los asesinatos registrados en 2015, que fueron 50, contra los 98 que suman en 2020, el incremento es de casi el 100 por ciento en el último lustro.

A pesar del drástico aumento en los feminicidios, la Fiscalía General del Estado sólo reconoce en este año 47 de los 98 casos denunciados en la entidad.

El fiscal Gilberto Higuera Bernal confirmó hace unos días que se investigan como feminicidios el asesinato de la policía Susana Cerón Zenteno, uno de los casos que más indignó a la población, así como el de la abogada Edmunda, linchada el pasado 25 de octubre en el municipio de San Nicolás Buenos Aires.

Higuera Bernal afirmó que el 80 por ciento de estos 47 feminicidios que reconoce la Fiscalía de Puebla, se han esclarecido.

La tarde de este lunes 7 de diciembre, la Fiscalía informó que vinculó a proceso a nueve personas investigadas por los delitos de feminicidio y homicidio calificado en el caso de la abogada Edmunda, de origen veracruzano.

Además del feminicidio de Susana Cerón también se encuentran reportados el caso de Claudia Cecilia, trabajadora de Fujikura, asesinada y ultrajada en la comunidad de La Resurrección, que se encuentra en la ciudad de Puebla.

Mientras en el municipio de Acajete se registró el feminicidio de Clara, una mujer de 54 años, cuyo cadáver fue abandonado en un basurero, y el de una mujer encontrada calcinada al interior de un automóvil, quien a la fecha no ha sido identificada.

El mapa de feminicidios reportó que los municipios donde se registra el mayor número de casos son sin duda la ciudad de Puebla, por su densidad poblacional, así como San Martín Texmelucan, Tehuacán, San Andrés y San Pedro Cholula, Atlixco e Izúcar de Matamoros.

Asimismo, cerca de medio centenar de féminas fueron asesinadas de un impacto de arma de fuego, dos violadas, entre ellas Mayra de 9 años de edad y su madre Isabel, ambas habitantes de Chietla.

De casi el centenar de feminicidios, sólo 19 agresores fueron detenidos y tres más se suicidaron.

Puebla entre los estados que menos recursos recibió para erradicar la violencia de género

El pasado 8 de abril de 2019, con el cambio de régimen, la Secretaría de Gobernación federal (Segob) emitió la Alerta de Violencia de Género (AVG) para 50 municipios de la entidad poblana, con 11 recomendaciones al gobierno estatal.

Entre estas establece cumplir las medidas de prevención, seguridad y justicia para enfrentar y erradicar la violencia feminicida, así como adoptar acciones institucionales de emergencia.

A pesar de ello, el estado de Puebla recibió subsidios federales por solo 2.1 millones de pesos, pese a ser el quinto estado con más casos y registrar un alza en feminicidios.

Al respecto, la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (Conavim) reportó que de los 10 estados donde la Segob tiene activa la Alerta de Género, Puebla fue el tercero que menos recursos recibió, sólo por detrás de Colima, con 1.5 millones de pesos, y el estado de México, con 2 millones.

Esto ocurre a pesar de los casos que se han suscitado en Puebla que conmocionan a la población y que han servido de bandera de colectivas feministas para exigir a las autoridades un freno a la violencia machista que mata.

Nadie vigila el actuar de la Fiscalía: Odesyr

El Observatorio de Derechos Sexuales y Reproductivos (Odesyr) reportó que el poco seguimiento a los protocolos de investigación y la falta de una evaluación a la Fiscalía en su actuar permite que el feminicidio no se erradique como delito.

Cinayini Carrasco Colotla, representante del observatorio ciudadano, citó como ejemplo el caso de la policía Susana Cerón Zenteno, quien fue víctima de feminicidio presuntamente por su pareja sentimental, otro policía de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) de nombre Efrén.

Explicó que tuvieron que pasar 72 horas para que la Fiscalía formalizara la denuncia por desaparición que presentaron sus familiares e iniciara su búsqueda.

La falta de presencia de organismos especializados en violencia de género, consideró que ha permitido que no haya un seguimiento a los protocolos a seguir en los feminicidios.

- Advertisement -
- Anuncio -

Últimas noticias

Congreso deja en la indefinición la ruta que seguirá para votar la posible legalización del aborto

Al emitir la convocatoria del parlamento abierto en el que se debatirá la legalización del aborto y su respectiva...
- Anuncio -