Colectivas feministas tomaron el Congreso en exigencia de que el aborto se legalice en Puebla