Suspenden a 12 agentes de la Policía Estatal por supuestas conductas graves

Un total de 12 agentes de la Policía Estatal fueron suspendidos de manera temporal por conductas graves que afectan la debida prestación del servicio en materia de seguridad pública, informó la Secretaría de Seguridad Pública estatal.

La dependencia informó que las conductas “graves” de los agentes se han dado de manera reiterada, por lo que la Comisión de Honor y Justicia determinó suspenderlos, aclarando que no han sido dados de baja.

“Por conductas graves que afectan la debida prestación del servicio en materia de seguridad pública, fueron notificados de suspensión laboral temporal 12 policías estatales, en breve se emitirá mayor información al respecto”, establece la dependencia en un comunicado de la Secretaría.


A través de un comunicado la dependencia informó que el pasado 14 de octubre la Comisión de Honor y Justicia de la dependencia determinó suspender de manera temporal a los agentes tras analizar los expedientes administrativos enviados por la Dirección General de Asuntos Internos.

En la revisión de los expedientes la Comisión determinó que los 12 policías habrían incurrido en faltas tales que de confirmarse implicarían el cese definitivo, sin especificarse el tipo de anomalías.

“Las faltas se traducen en el incumplimiento de los principios de legalidad, objetividad, eficiencia, profesionalismo y honradez con la que se deben conducir los servidores públicos”, establece el comunicado.

La secretaría aclaró que la suspensión de los agentes se trata de una medida temporal y precautoria, en tanto se desahoga el proceso administrativo correspondiente en el que según la dependencia se garantizará el derecho de audiencia de los involucrados.

El comunicado agregó que el gobierno del estado trabaja en la mejora de las condiciones laborales de la corporación y como ejemplo se encuentra el incremento de 20 por ciento a su salario.

El pasado 2 de junio estalló un paro de labores en la Policía Estatal, después del cual el gobierno estatal acordó un incremento de 20 por ciento directo al salario de los agentes, mismo que se hizo efectivo a partir del 1 de junio.