Domingo, abril 11, 2021

¡Ay güey!

Destacadas

Se concluyen en Puebla 8 de cada 10 investigaciones por delitos

El promedio de conclusión de las carpetas de investigación que se inician en Puebla por algún delito, es del...

CEN del PAN investiga denuncias de venta de candidaturas en Puebla

El Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del PAN investiga las acusaciones que enfrenta la dirigente del partido en Puebla, Genoveva...

Barbosa pide que SG intervenga para resolver conflicto con Bonafont en Juan C. Bonilla

La delegación de la Secretaría de Gobernación federal (SG) debe intervenir en el conflicto que hay con la planta...

El koby es chiquititito, se pega fácil, entra de volada, se reproduce en chinga y no sabes que lo tienes hasta que tienes síntomas o hasta que te haces la prueba. ¡Ese es el pedo!

-¡Ya estoy desesperada!, llevamos casi 11 meses sin salir y mamá no nos deja ni ir a súper solas, ¡como si fuéramos chiquitas!, dijo la chamaca de 17 años en un tono de reproche a su hermana mayor.

-Pues tú si eres chiquita, no llegas ni a los 18, o sea, no puedes ni votar y ¡ya te quieres mandar sola!

- Anuncio -

-¡No me quiero mandar sola pero sí quiero salir aunque sea a dar la vuelta.

-¡De que damos la vuelta, damos la vuelta aunque sea a vuelta de rueda! Mi mamá nos pasea ya sabes cómo: ¡despacito y montada en el volante!

-¡Ay sí, tú la muy grande, sí sólo me llevas seis años!

-Pues seis años cuando eres la mayor hace toda la diferencia, ¡ya tengo criterio, chamaca!

-¿Como por ejemplo, cuál?

-¿Ves todos esos escuincles ‘caguengues’ que andan de fiesta, jugando fútbol o saliendo en grupo a divertirse así como tú quisieras? ¡Tienen derecho pero la pandemia cambió las reglas! Los que tienen coche pasan por sus amigos; los que no, se van en camión y todos, todos van bien apretujados sin cubrebocas ni sana distancia. Luego.., ¡hey chamaca, hazme caso!

-¿Qué tiene que ver el cubrebocas y la sana distancia con salir a divertirse?

-El virus es muy, pero muy chiquito, nadie lo puede ver más que con un súper telescopio. Ese virus que no puedes ver, cuando entra en tu cuerpo, te infecta y te crea el famoso koby. Como no puedes ver el virus ni quien lo tiene, te puedes contagiar con la saliva que viaja en el aire al hablar, toser, cantar, gritar.., ¡al hacer todo lo que haces cuando sales a divertirte con tus amigos! Para eso es el cubrebocas, para que todo lo que salga de la boca con saliva del que está contagiado, no les llegue a otros.

-¿Es lo mismo infección y contagio? Porque ya me hiciste bolas.

-Cuando el virus entra en tu cuerpo, estás infectado; cuando una persona que tiene el virus te tose o algo de su saliva te llega por la nariz, ojos o boca, te contagia; el virus te infecta, y las personas entre ellas se contagian. Entonces para que las otras personas que tienen el virus no te contagien, tienes que estar lejos de ellas y usar cubrebocas.

-Pero dices que el virus es muy chiquititito.

-Por eso está más cabrón, porque es chiquititito y no lo ves, y la persona que ya tiene la infección no lo sabe luego, luego; sino hasta que empieza a tener síntomas, dolor de cabeza, dolor de garganta, tos seca, bla, bla, bla, y le hacen una prueba de laboratorio y le sale positiva. Pero ahí te va; hay personas que están infectadas ¡y nunca tienen síntomas pero sí pueden contagiar a otros, porque el virus es el mismo aunque las personas sean diferentes!

-¡¡Me asustas!!

-¡Espérate weya, ahí te va: el koby se contagia de volada porque tiene unos como chupones que se pegan re-fácil a tus células, por ahí entran y se empieza a reproducir en chinga, en millones! O sea, es chiquititito, se pega fácil, entra de volada y se reproduce en chinga, y no sabes que lo tienes hasta que tienes síntomas o hasta que te haces la prueba. ¡Ese es el pedo!

-¿Pero por qué no puedo salir con cubrebocas y con sana distancia?

-Porque con cualquier descuido te infectas y cuando llegas a tu casa, contagias a toda tu familia. ¿Te importa tu familia?

-No me ofendas con tu pregunta, ¡sabes que los adoro!

-Bueno, pues en todo este desmadre ¿has pensado en los médicos, enfermeras, los de laboratorios, los de limpieza de hospitales y clínicas, los camilleros, los de ambulancias, funerarias y crematorios, que han trabajado sin descanso y hasta dobles turnos para cuidar la salud de tantos y tantos enfermos en estos once meses por los que te quejas de que no puedes salir? ¡Están cansados, hartos, hasta la madre; están tristes y deprimidos por ver a tanta gente morir; son los únicos que les pueden decir una palabra o tomarles la mano a los que están hospitalizados para consolarlos porque se están muriendo; los que prestan sus celulares para que les hablen a sus familiares, y son los que con cualquier descuidito más fácil se contagian y se mueren! Chamaca espantosa, ¿tú crees que yo soy grande y que me siento la muy-muy por ser seis años mayor que tú? ¿Tú crees que a los 23 no quiero salir con mis amigos a fiestas, a pasear, de compras y a distraerme? ¿Tú crees que no me desespero porque mi vida no es como antes? ¡Soy tan callejera como tú, quiero ponerme mi ropa y zapatos nuevos para presumir como tú! ¡¿Tú estás desesperada por no salir y ellos están desesperados por quedarse aunque sea un día en casa con sus familias sin tener miedo a infectarlos porque saben mejor que nadie lo que hace este virus?! Y no pueden porque tienen que trabajar y cada vez son menos, y la pandemia cada día está peor y la gente no entiende! ¡Yo ya hubiera votado la toalla bien lejos! ¿Pero sabes lo que más me congela y me entiesa sentada en este sillón? Cuando pienso en las familias de quienes se están jugando la vida para curarnos…

[email protected] 

- Anuncio -

Ultimas

Con 300 impugnaciones, buscan que Morena repita selección de candidatos en Puebla

La designación de candidatos en Morena enfrenta más de 300 impugnaciones tan sólo en Puebla, dio a conocer el...
- Anuncio -
- Anuncio -
- Anuncio -