Sábado, mayo 25, 2024

Armenta, Mier y Rivera están vaciando al PRI

Destacamos

La profundidad de la crisis del PRI poblano no solamente se reflejó con la caída de dos terceras partes de la votación tricolor en los comicios del pasado 6 de junio, sino se ha prolongado con un fenómeno inédito: todos los líderes importantes del partido se están decantando entre el PAN y Morena para subirse a algunos de los proyectos que, desde ahora, ya se están construyendo en torno a la sucesión de la gubernatura de Puebla en el año 2024.

Nadie, o casi nadie, le apuesta en el PRI a que esta fuerza política se re-articule y salga a pelear la titularidad del Poder Ejecutivo dentro de tres años. La mayor parte de los cuadros del tricolor están buscando pasarse a los proyectos morenistas o panistas.

Son tres las figuras que, por ahora, se han vuelto el imán del grueso de los líderes o cabezas de grupo del PRI. Ellos son: el senador Alejandro Armenta Mier y el diputado federal Ignacio Mier Velasco, ambos de Morena; además del panista Eduardo Rivera Pérez, el edil de la capital, que en su reciente campaña electoral ya tuvo una fuerte participación de priistas que actuaron en la construcción de las estructuras de promoción del voto.

La reciente aparición en una asamblea de defensa de la 4T del exalcalde de la ciudad de Puebla, Enrique Doger Guerrero, quien es actualmente el líder político más importante en el PRI, no tuvo el propósito de que el también ex rector de la UAP anunciara su salida del tricolor y se diera su entrada a Morena.

Lo que buscó Doger es motivar, convocar, alentar, dejar exhibida la tentación, para que líderes, grupos y estructuras del PRI se animen a sumarse al proyecto político de Ignacio Mier Velasco, un dogerista que aspira a ser candidato a la gubernatura de Puebla. Un deseo que se ha hecho evidente por el propio “destape” que ha generado el ex rector de la UAP.

Mier Velasco, el actual coordinador de los diputados federales de Morena, cuenta de su lado al grupo político de Doger Guerrero. Pero se sabe que tiene la intención de ampliar la suma de cuadros del PRI para fortalecer su proyecto electoral y en esa tarea, le llevan una amplia ventaja Armenta Mier y Eduardo Rivera.

Por esa razón Doger está utilizando la estrategia de aparecer por un lado en una asamblea de la 4T y por otro, manejar un discurso ambiguo en el que nunca dejó claro si está o no dispuesto a abandonar el PRI. Lo que busca es incitar a que las fuerzas internas del tricolor se adhieran a la causa de Mier Velasco.

Actualmente Alejandro Armenta tiene un abierto e intenso trabajo de promoción de su imagen en todo el estado de Puebla. Cada semana realiza entre tres y cuatro giras para presentar un libro de su autoría sobre el riesgo del consumo de azúcares procesados, emprender campañas de reforestación, exponer los alcances del paquete fiscal o defender el proyecto energético del gobierno de la República. Sin contar innumerables videos en los que narra su amor por los animales, las enseñanzas de su abuela o aparece haciendo ejercicio.

Lo relevante de todo este activismo, es que la mayor parte de la organización corre a cargo de cuadros del PRI. Son escasos los militantes de Morena o del PT que están involucrados en la promoción del senador.

Prueba de ello, es que apenas hace unos días estuvo en Xicotepec de Juárez presentando su libro en contra del consumo de azúcares procesados y los organizadores del acto, en el que hubo docenas de acarreados, fueron el priista René Lechuga Fosado y la ex diputada morenovallista Zenorina González Ortega.

Poco antes, en la Mixteca poblana apareció Felipe David Espinosa Rodríguez, un importante priista de Chietla, haciendo los mismo que René Lechuga, organizando la gira del legislador morenista.

Armenta le está apostando a revivir a su favor la estructura electoral que actuó durante el sexenio de Mario Marín Torres, el ex gobernador actualmente preso en Quintana Roo, la cual conoce a la perfección pues él se encargó de armarla y cuidarla cuando fue secretario de Desarrollo Social y presidente estatal del PRI.

Para nadie es un secreto que el senador tiene la simpatía del dirigente de la CTM y líder del sector obrero del PRI, Leobardo Soto.

Y que Juan Carlos Lastiri Quirós, un hombre vinculado a la llamada “Estafa Maestra”, aunque se maneja de bajo perfil, está colaborando en el trabajo político de Armenta Mier.

El edil Eduardo Rivera Pérez ha logrado sumar a importantes liderazgos del PRI a su causa político-electoral de ser candidato a gobernador en 2024.

Tiene una abierta alianza con la ex alcalde Blanca Alcalá Ruiz, l ex diputada local Silvia Tanús Osorio –quien es la secretaria general del ayuntamiento de la capital—y en la campaña electoral estuvo presente Germán Sierra Sánchez, junto con otros destacados priistas que el año pasado abandonaron su militancia en el Partido Revolucionario Institución.

Se sabe que otros líderes importantes como Jorge Estefan Chidiac o Javier López Zavala están a la espera de los tiempos para saber si apoyan a un aspirante de Morena o del PAN.

Así ese ritmo, en el PRI nadie va a quedar al final para apagar la luz de la sede del partido.

Ultimas

Lluvia deja dos lesionados en el IEE y daños en la sede del PREP

La tormenta que se registró la tarde hoy en Puebla capital dejó dos lesionados en el Instituto Electoral del...
- Anuncios -
- Anuncios -