Nuevo dirigente sindical de Audi promete investigar posibles anomalías de su antecesor

El secretario general electo del Sindicato Independiente de Trabajadores de Audi México (Sitaudi), César Orta Briones, sentenció que en caso de encontrar irregularidades en la gestión del todavía dirigente Álvaro López Vázquez, presentará denuncias en su contra.

“Si existen anomalías, con todo gusto. Vendrá la entrega-recepción (a partir del 3 de noviembre, se tendrán que revisar muchas cosas”, comentó en entrevista en el zócalo de la ciudad de Puebla.

Cabe recordar que, de acuerdo al Comité de Destitución Pacífica, conformado por ex trabajadores de Audi,  en los seis años de López Vázquez no se rindieron cuentas de las cuotas sindicales, no hubo convocatoria a asambleas y no se dieron a conocer los estatutos sindicales, entre otras omisiones.


Por otra parte, César Orta indicó que el Sitaudi luchará para que se fabrique un nuevo modelo en la planta de San José Chiapa, con lo que se garantizaría seguridad y estabilidad laboral, aunque afirmó que esta última sí existe hasta ahora.

Añadió que también buscará que haya un alza salarial significativa y que los trabajadores sean tratados como Premium, tal como está catalogada la armadora de origen alemán.

“Es una empresa nueva, una empresa joven, pero eso no nos va a limitar como representación sindical para buscar mejoras salariales”, indicó.

César Orta informó que en la pasada elección del 1 de octubre ganó con 2024 votos, equivalente al 59 por ciento de todos los sufragios emitidos, con un nivel de participación superior al 90 por ciento.

“No solo es un claro triunfo por mayoría sino histórico en muchos sentidos. Primero, es la primera vez que los trabajadores eligen a su representación sindical. Segundo, fue una elección con un número de participación muy alto”, expresó el líder sindical electo.

Abundó que la jornada electoral que se realizó durante el 1 de octubre y parte del día siguiente, se desarrolló sin incidentes.

Recordó que hubo presencia de visores de la secretaría del Trabajo, tanto a nivel federal como a nivel estatal; además de una y representación sindical que vino desde Alemania.

Sobre la presunta orden de aprehensión en su contra, por violencia intrafamiliar ejercida contra su ex esposa, Orta Briones rechazó confirmar si esta existe.

Indicó que se trata de un asunto de su vida personal de la cual no tiene por qué hablar en público.

“Mi vida privada no voy a hablar nada. La madre de mis hijos es una mujer honorable a la que debo todos mis respetos”, respondió a los cuestionamientos.

Aunque, de ser cierta y si se ejecuta, le impediría ejercer como secretario general, ya que la sentencia es por más casi seis años.