Agua de Puebla y Heineken violan acuerdo; cervecera usa el drenaje de colonia Maravillas

En fin de semana y con trabajos a marchas forzadas, la Cervecera Heineken concretó la conexión al drenaje sanitario en la Infraestructura Hidráulica del Fraccionamiento Maravillas pese a existir un acuerdo firmado por la empresa Concesiones Integrales, conocida comercialmente como Agua de Puebla, en la que se comprometían a abandonar los trabajos tras la oposición vecinal.

Integrantes de la Comisión de Defensa del Agua del Fraccionamiento Maravillas y vecinos de la colonia denunciaron que fue a principios de mes cuando de manera sorpresiva los trabajos de excavación que habían sido suspendidos fueron retomados y tras las veloces faenas, concluidos.

La defensora del agua, Juana Paredes Bautista, presidente de la comisión acusó que la obra emprendida por Agua de Puebla viola su propio acuerdo firmado el pasado 2 de abril del 2019 en oficinas de Atención Ciudadana de Gobernación del Municipio de Puebla en el que se estableció que la empresa Cervezas Cuauhtémoc Moctezuma S A de C V no realizaría conexión de agua potable ni drenaje sanitario en la Infraestructura hidráulica ubicada en el Fraccionamiento Maravillas.


El documento oficial establece que la conexión de agua potable sería realizado en la Avenida 18 de Noviembre, en una toma pública y que la descarga sanitaria sería tratada con un sistema de biodigestores y utilizada para reúso interno.

Aunque la empresa cervecera desistió de conectarse a la toma de agua de la colonia y efectivamente se conectó a la toma de la avenida 18 de Noviembre –donde legalmente corresponde por ser la estructura que está frente al acceso del inmueble–, incumplió con el acuerdo de realizar la conexión al drenaje de la zona habitacional donde serán descargadas las aguas negras de esta empresa.

Luego de una asamblea vecinal realizada la pasada semana, vecinos narraron el abuso del que fueron víctimas, pues pese al socavón con que le cerraron el paso a la obra para conectarse al drenaje, al año de lucha y oposición que derivó en un acuerdo, la empresa cervecera logró su objetivo de conexión, además con la irregularidad de hacerlo con la autorización del Instituto Tecnológico de Puebla “vecino” que permitió que empresarios y Agua de Puebla tuvieran el paso para concretar los trabajos en las calles Septentrional y Sierra de las Animas, avenida limítrofe con la que colinda el campus, contribuyendo a violar el acuerdo firmado.

En la reunión vecinal que tuvo como punto de reunión justamente en la zona fronteriza donde ya se concretó la conexión, habitantes protestaron por lo que aseguran es una violación brutal, ya que ni Aguas de Puebla ni empresarios han dimensionado lo que significa que la red de drenaje pluvial y sanitario de la colonia ahora sumen las descargas de la cervecera en las tuberías de la calle Seteptrional avenida que registra inundaciones desde hace más de 10 años, haciéndose extremo en días de lluvia. “Nuestra red no soportaría una descarga de esa dimensión industrial”, insistían.

“Los trabajos empezaron justo después de que el nuevo presidente de la colonia Raúl Rojano ganara las elecciones como Comisión de Defensa del Agua no sabíamos qué hacer, pues era el presidente el que debía reaccionar, pero no lo hizo entonces y no lo ha hecho a la fecha.

“Al ver el avance de la obra y su eminente conclusión más vecinos se reunían, hubo la intención de cerrar calles y protestar ante el atropello. Decidimos que una comisión de vecinos, entre ellos integrantes del Comisión de Defensa del Agua del Fraccionamiento Maravillas acudiéramos a las instalaciones del Instituto Tecnológico de Puebla y cuestionar el permiso para la intrusión de la empresa.

“Se presentó José Ángel López Aburto como jefe de Recursos Materiales y Servicios del Tec y confirmó que la institución había recibido la orden de Aguas de Puebla para que permitieran el paso de las máquinas para que la Cervecería Heineken lograra la conexión al drenaje sanitario en la Infraestructura Hidráulica del Fraccionamiento Maravillas”, narró Juana Paredes Bautista.

La presidente de la Comisión en Defensa de Agua precisó que el jefe de Recursos Materiales también les informó que debían prepararse para poder recibir en seis meses un Complejo Comercial que también haría uso del drenaje vecinal. “Váyanse mentalizando”, les aconsejó.

Este empleado también les hizo saber a los vecinos de la colonia Maravillas –que habían montado una guardia permanente para vigilar el avance de la obra– que era un delito “ver el avance o conclusión de la obra”.

Los vecinos que han mostrado oposición a la conexión de la cervecera denunciaron que la mañana del sábado 13, cuando fueron los visibles los trabajos de conexión fueron agredidos por vigilantes de la colonia e incluso por Policías Municipales que acudieron atendiendo el llamado de que los inconformes realizaban actos vandálicos y aventaban piedras, al percatarse que no era así los municipales abandonaron el lugar.

Aguas de Puebla y Heineken, responsables si hay inundaciones: presidente de la colonia

En entrevista con La Jornada de Oriente, el presidente de la colonia Maravillas, Raúl Rojano, confirmó su posición de oposición a la obra que asegura afectará la vida de los habitantes de la colonia Maravillas.

Confirmó que tuvo un acercamiento con Sharon Camacho, la encargada de la cervecería, quien le facilitó la información sobre la autorización y la factibilidad para la conexión del drenaje para la obra por la parte del lnstituto Tecnológico de Puebla. “Ellos dicen que legalmente han adquirido los permisos y que todo es legal”, citó.

“Agua de Puebla nos ha hecho ver que ellos tienen los permisos. La conexión se hizo por el Tecnológico, lo cual es ilegal. Ellos dicen que no se conectaron a la toma, solo al drenaje, pero la realidad es que empieza a escasear el agua”, explicó.

Rojano aseguró que si existen inundaciones o desastres en la colonia Maravillas, específicamente en la calle Seteptrional, será Agua de Puebla, la cervecera Heineken, el Instituto Tecnológico de Puebla los responsables de estos desastres.

“Si tiene que caer una cabeza, la vamos a señalar. El Tecnológico nunca debió haber entregado un permiso cuando conoce las inundaciones que en esa colindancia se registran, con la autorización para que pasara la Cervecera y Aguas de Puebla, el Tecnológico también se hace responsable, iremos sobre él y tomaremos las acciones que sean necesarias incluso jurídicas si fuera necesario.

Tanto la Comisión de Defensa del Agua del Fraccionamiento Maravillas como Rojano el presidente de la colonia Maravillas, condenaron el papel de Agua de Puebla, pues Concesiones Integrales o Agua de Puebla sigue privilegiando intereses empresariales sobre los ciudadanos.

En un recorrido hecho por este diario a la colonia Maravillas, colonos señalaron la pobre defensa que ha mostrado el presidente Raúl Rojano respecto a los avances de la obra, incluso se acusó que tras ganar la elección a la presidencia de la colonia, que ha sido impugnada, la conexión se concluyó.

Al respecto, la Comisión en Defensa del Agua negó la adhesión de Rojano cuando se emprendió la lucha legal para la suspensión de obra interponiendo el amparo 2128/2018 por el Juzgado Sexto de Distrito en Materia de Amparo Civil, Administrativa y de Trabajo y de Juicios Federales del estado de Puebla.

Con firma del acuerdo, Agua de Puebla paralizó oposición

El Juzgado Sexto de Distrito al resolver el amparo 2128/2018 consideró que la empresa con su intención de conexión de la toma y el drenaje estaría incurriendo en una violación al derecho al agua consagrado en el Artículo 4 Constitucional, por lo que otorgó la razón y la suspensión en el mes de octubre de 2018; sin embargo, la empresa ignoró la resolución y durante meses en 2018 avanzó en faenas de excavación colocando tubería hidraúlica. A la fecha este amparo fue impugnado por dicha cervecera.

La Comisión en Defensa del Agua reveló que dejó de dar seguimiento al amparo, a la lucha legal y a la oposición vecinal a la obra de la cervecera tras la firma del acuerdo entre Aguas de Puebla, empresarios cerveceros, Desarrollo Urbano del ayuntamiento, SOAPAP y el Comité en Defensa del Agua de Maravillas, pues había el compromiso de suspender las conexiones al drenaje y a la toma. “Creímos en ellos”, señaló Juana Paredes.

Para el Comité en Defensa del Agua así como para colonos, esta obra violenta las propias normas del Código Reglamentario del Municipio de Puebla.

Aseguraron que una obra que trastocará la vida cotidiana de los habitantes de esa colonia no tuvo el consenso de los colonos sino que se ocultó la información y se daba a cuenta gotas.

Señalaron la vulneración del artículo 1728 VII “En la realización de obras públicas que impliquen el aprovechamiento de recursos naturales en territorio municipal se deberá realizar un diagnóstico ambiental”.

“Si hubieran hecho el estudio sabrían que esta obra agudizará las inundaciones que sufrimos en la colonia Maravillas, así de simple”, refirió.