Lunes, agosto 2, 2021

El veto por abusivos

Destacadas

Debe interpretar la CNDH si la vacunación es un derecho u obligación: LMBH

El gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta anunció que solicitará a la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) que haga...

Sin incidentes mayores, la consulta popular para juzgar a expresidentes

El Instituto Nacional Electoral (INE) logró la instalación en Puebla del 100 por ciento de las mesas receptoras para...

Luego de tres semanas de plantón, Encinas se reúne con familiares de desaparecidos en Puebla

Luego de tres semanas en plantón indefinido en uno de los accesos del Congreso local, el Colectivo Voz de...

El hálito del veto se mece sobre el decreto de Presupuesto de Egresos 2019 de Tlaxcala, así como ya ocurrió con la reforma al Código Financiero y a la Ley de Austeridad, y no necesariamente –aunque es un elemento– por los ajustes y recortes que sufrió el gasto del Poder Ejecutivo, sino por los abusos, excesos y agandalles de la mayoría de los integrantes de la LXIII Legislatura local.

Si bien siempre he defendido y añorado la división de poderes, en esta ocasión los diputados que enarbolan la llamada Cuarta Transformación abusaron de su facultad al despacharse con la cuchara grande al darse un incremento en su gasto de 27.2 por ciento, ya que de los 241 millones 700 mil pesos etiquetados en el año 2018, ahora tendrán 307 millones 504 mil 800 pesos, es decir, 65 millones 804 mil 800 pesos más.

Con ese aumento, los legisladores gozarán, de nuestros impuestos, millonarios beneficios porque tendrán una bolsa anual individual de 4 millones 629 mil 893.52 pesos. De esos recursos, 105 mil 945.01 pesos mensuales, es decir, un millón 271 mil 340.12 pesos por año, será por dieta, mientras que cada 30 días tendrán 279 mil 879.4 pesos, 3 millones 358 mil 553.4 pesos al año, para el rubro de gestión social, que muchas de las veces termina en cuentas de los congresistas. ¿Y la austeridad republicana?

- Anuncio -

Pero la desgracia es mayor cuando crearon, sin reglas de operación, ni criterios ni justificación alguna, dos fondos denominados para el Fortalecimiento de Obras y Acciones a Municipios y para el Fortalecimiento al Campo, a los cuales les asignaron 425 millones 954 mil 131.58 pesos.

Contrario a lo que ocurre en el ámbito federal, en el que desapareció el ramo 23, usado y conocido popularmente como el apartado de los moches por lo que cobraban los congresistas al asignar fondos a municipios, aquí los legisladores de Morena, PT, PES y PRD decidieron revivirlo, a cambio, presuntamente, del 20 y hasta el 30 por ciento de lo etiquetado a cada ayuntamiento.

Para obtener esos recursos decidieron recortar varias partidas, como 150 millones de pesos en seguridad pública, 130 millones más en educación, 13 millones más a Pensiones Civiles, entre otras reducciones, que al final inciden en la vida diaria.

Mal haría el gobernador Marco Antonio Mena Rodríguez en no vetar el decreto de presupuesto; permitir la entrada en vigor con estas reasignaciones, sería un grave retroceso para la vida de Tlaxcala. Y todo solo por la ambición de unos cuantos.

- Anuncio -

Ultimas

En Puebla, por cada 100 hombres trabajadores registrados en el IMSS, solo hay 59 empleadas aseguradas: México, ¿Cómo vamos?

En el estado de Puebla, por cada 100 hombres registrados como trabajadores del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS)...
- Anuncio -
- Anuncio -
- Anuncio -