Búsquedas en el diario

Proporcionado por
       
 
Lunes, 10 de enero de 2011
La Jornada de Oriente - Puebla -
 
 

 MAESTROS 

Brechas, una interpretación

 
Gustavo Santin

Con un Consejo Académico integrado por personalidades entre las que destacan la investigadora Silvia Schmelkes del Valle, Federico Reyes Heroles, Miguel Basáñez Ebergeny, un patronato integrado por “Emilio Azcárraga Jean, José Ignacio Ávalos Hernández, Alejandro Bailléres Gual, Agustín Coppel Luken, José Antonio Fernández Carbajal, Carlos Fernández González, Claudio X. González Guajardo, Pablo González Guajardo, Carlos Hank González, Sissi Harp Calderoni, Fernando Landeros Verdugo, Alicia Lebrija Hirschfeld, Alejandro Ramírez Magaña, Carlos Slim Domit”, notables del mundo empresarial y político de nuestro país, y con la autoría de David Calderón, Antonio de Haro e Iván Barrera, Mexicanos Primero, Asociación Civil (MP) publica un documento (noviembre 2010) denominado “Brechas, Estado de la educación en México 2010”, una interpretación de la situación de la educación en México. Tras reconocer que recuperan la “visión crítica” que aportan Carlos Elizondo, José Blanco, Denise Dresser, Sergio Sarmiento, Jesús Silva Herzog, Pedro Flores, Carlos Ornelas, Roger Díaz de Cossío, Felipe Martínez Rizo, Carlos Mancera, Teresa Bracho, Margarita Zorrilla y un sinnúmero de jóvenes universitarios a la edición previa del estudio “Contra la Pared” con la que MP iniciara en 2009 su presentación en sociedad.

A partir del diagnóstico de Contra la Pared y de líneas de acción –que comparten en ambos casos según lo escrito, con el Instituto Nacional de Evaluación Educativa (IEE)– , señala David Calderón, quien firma el capítulo 1 de Brechas, Desafío de la brechas , “apenas 62 de cada 100 inscritos acaban la primaria en los seis años previstos; tres se pierden en el paso de primaria a secundaria, es decir, ingresan 59; este nivel es completado en los tres años previstos por sólo 45 de los 100 inscritos.” y  anota que con base en estimaciones propias y compartidas, llegan a la conclusión de que “menos de la mitad de los mexicanos tienen, hoy por hoy, la esperanza de estar en preparatoria a los 15 años de edad” –generaciones diesmadas, las llama– y refiere que en cuanto a una educación de calidad “excale (exámenes para la calidad y el logro educativos) Matemáticas 2008 y enlace (Evaluación Nacional del Logro Académico en Centros Escolares) Matemáticas 2010 para tercero de secundaria siguen arrojando porcentajes de logro por debajo del básico o insuficiente en torno al 50 por ciento.”. La conclusión a la que llega resulta más que obvia ya que, aunque a unos por exclusión y a otros por recibir una educación deficiente, según muestran resultados aludidos, 75 por ciento de quienes ingresan a una generación que inicia la educación básica se encuentra marginado al cumplir los 15 años de edad, destaca el autor “pero aún la mediocridad de un logro de aprendizaje básico o elemental, para un numeroso grupo de niños y jóvenes mexicanos, puede considerarse un privilegio.”.

Calderón nos ilustra y nos remite a algo que permite explicar el estudio que MP presenta “En el español, la expresión “brecha” viene del léxico militar y se usó inicialmente para referirse a la rotura que un ejército buscaba hacer en el lienzo de una muralla para asaltar una plaza. El Diccionario de la Real Academia Española registra una acepción muy elocuente para nuestro tema: “Resquicio por donde algo empieza a perder su seguridad.”, y que de acuerdo al autor  “Se usa para destacar que las desigualdades son mayúsculas, y que implican una estratificación con escasos o nulos puntos intermedios.”,

Para el autor y para MP “El término “brecha” es un vocablo que refiere, en los estudios sociales, la distancia persistente entre distintos grupos de la población, especialmente en torno al acceso a servicios, al alcance de beneficios o al logro de determinadas metas”.

Señala que “Para los fines de este capítulo, nos referiremos a “brechas educativas” sobre todo en el sentido de diferencias en el acceso, trayectoria, egreso y resultados educativos entre distintos grupos de población, llamando la atención sobre lo preocupante que resultan como exclusión o aislamiento de determinadas personas, y sobre la desventaja, fragilidad y daño que les aqueja debido a la dimensión y persistencia de esa segmentación.”, y destaca 4 a partir de, 1) la escolaridad, uno de cada 4 llega a alcanzar “12” años de escolaridad. Ya hace algunos días, al hacer obligatoria la educación media superior diputados de la LXI legislatura recordaban que sólo uno de cada 8 mujeres y hombres que iniciaron su escolaridad concluye el nivel superior, que la misma es inferior a la media del contexto internacional establecida en 15 años sin tomar en consideración el nivel preescolar que eleva artificialmente al cursado en nuestro país, en el que sin considerar esta, la media se fijaría en nueve años de escolaridad promedio 2) el origen, “pertenencia étnica”, densidad de población modalidad y sostenimiento, señala el autor de un capítulo de un estudio que es importante leer, la vinculadas con 3) el tipo de inversión y gestión escolar, en la que se incluyen las diferencias que existen entre entidades federativas, “maestros y la tarea asignada a ellos”y la derivada del 4) “es la que divide a México del mundo” que implica, derivado de lo que plantea Calderón, la corresponsabilidad de los actores del que hacer educativo y que se muestra como resultado en el aprovechamiento escolar.

Los cuadros y gráficas elaborados a partir de los datos con los que cuentan “avalan” lo que el autor sostiene, los resultados se agrupan de menor a mayor de acuerdo a “estratos” (Indígena, Rural, Urbano y Privado) según muestra la “Distribución de las escuelas según su puntaje en EXCALE, Ciencias Naturales y el Capital Cultural Escolar, tercer año de primaria”, Figura 1.3, pág. 19, sin mezclarse entre ellos y una situación semejante muestra la Tabla 1.2 “Porcentaje de alumnos en nivel insuficiente de Matemáticas, EXCALE 2008” elaborado a partir de datos del IEE, en la que aun cuando el promedio nacional estriba en un 50.6 por ciento en el caso de los hombres y un 53.1 en el de las mujeres, las telesecundarias arrojan un promedio de 61.8 por ciento en el caso de los varones y un 62 por ciento en el de la mujeres en tanto que las secundarias técnicas el nivel de insuficiencia alcanza al 52.8 por ciento para los hombres y el 54.9 por ciento para las mujeres en tanto que las secundarias general y las particulares obtienen respectivamente y 48.7 y un 23.2 por ciento para los hombres y un 52.2 y 25.8 por ciento para las mujeres.

Paso a paso el estudio presentado nos conduce, a manera de epílogo anticipado, al capítulo 3 “El registro de maestros”, factor al que los tres autores consideran clave en las Brechas educativas que el país padece.

 
 
Copyright 1999-2011 Sierra Nevada Comunicaciones - All rights reserved
Bajo licencia de Demos Desarrollo de Medios SA de CV