Recorrido electoral en Tlaxcala

Como es la costumbre en cada proceso electoral, la instalación de las casillas presentaron retraso para abrir la casilla, varias son las razones: desde la ausencia de funcionarios de la mesa directiva, la propia y compleja instalación de las urnas, mamparas y colocación de lonas de identificación de la sección electoral; hasta el conteo de las boletas; en su caso a la capacitación in situ de los nuevos funcionarios. Al menos en la región poniente del estado de Tlaxcala, el voto no se pudo realizar sino hasta casi las 9 de la mañana, en general, al parecer, esa fue una constante en la entidad.

Sin embargo, eso no fue factor para que los representantes de los partidos estuvieran al píe del cañón para iniciar sus reportes de las incidencias y de los posibles militantes y simpatizantes de sus colores, aunque se registró al inicio de la jornada una baja participación en esa región del estado, muy poca gente entre 8:30 y 9 horas, por lo menos eso ocurrió en la sección 0296 básica y contigua del municipio de Benito Juárez, donde prevaleció la desorganización que evitó que se ejerciera el voto sobre todo de los adultos mayores, quienes como siempre pasa son los primeros en emitir su sufragio. Filas cortas y molestia de los ciudadanos, expresiones como “pues como no se apuran, no votaré, tengo cosas que hacer”, o quienes prefirieron aprovechar la compañía de familiares y amigo para ponerse al tanto de los vaivenes de la vida rural, pues Benito Juárez mantiene un paisaje rural y una vida de campo que se refleja en el uso del sombrero y las botas entre los ciudadanos de ese lugar. Curioso, mientras las filas eran cortas y con escasa participación, a media calle de la casilla, la iglesia del lugar estaba abarrotada de feligreses que asistían a la tradicional misa dominical.

En donde prevaleció un mayor orden y organización fue en la sección 0297 del municipio de Sanctórum de Lázaro Cárdenas, donde inició la votación, según nuestros registros, a las 8:30 de la mañana, aunque las filas eran cortas, éstas fluían sin mayor contratiempo. La suma de integrantes de la mesa directiva y los representantes de partido era más que el número de votantes. Cabe señalar que los cuerpos policiacos estuvieron muy pendientes y reportando a sus jefes superiores de cómo transcurría la jornada en ese municipio. Al parecer en esta sección no hubo contratiempo y los votantes acudían como también ocurre con la pareja, el tío, los hijos y los vecinos. Al menos en sus alrededores no se percibió acarreos masivos, la fiesta cívica tuvo como ausente al protagonista principal: al ciudadano.


De hecho, ese fenómeno de ausentismo en las casillas también se registró en el centro de uno de los municipios más importante de la región oriente, Calpulalpan, donde en la sección 084, que pertenece al distrito federal electoral 03 y local 01, había muy poca gente votando, llamó la atención que el centro de la ciudad estuviera prácticamente vacío cuando históricamente en días de la elección el ambiente ciudadano era de mayor movimiento, en gran parte la ausencia de ciudadanos por la principal plaza pública fue el cambio de la ubicación de las casillas, que fueron instaladas dos calles abajo en la primaria. En efecto, al trasladarnos a ese lugar, se encontró un gran número de votantes, porque ahí se instaló una de las varias casillas especiales, la fila era larga para sufragar, a su lado las contigua 0079 y la básica tenían ciudadanos esperando, pero no comparado con el flujo de la especial. Al parecer, otra vez el número de boletas y casillas especiales genera polémica. Sin embargo, no hubo incidencias mayores. Mientras que en Hueyotlipan, en las secciones 0021 básica y contigua, se pudo registrar una participación de al menos 10 por ciento alrededor de las 10:38 de la mañana, se extrañó a las multitudes en la plaza pública que por lo regular asistían a dialogar sobre el proceso, a presionar o llevar las tortas, mucha calma. En la región poniente del estado y en lo que se realizó el recorrido de las primeras horas no nos encontramos con ninguna empresa que estuviera haciendo encuestas de salida.

Pese a ello, en otros municipios la participación empezó a crecer y en la sección 0144 de El Alto había alcanzado una tasa de más del 60 por ciento, según otros registros en varios municipios de la entidad la participación era amplia y había mucha afluencia de votantes.

La fiesta cívica, al parecer, estuvo alejada de hechos violentos, salvo manifestaciones por la falta de boletas en casillas especiales que volvió a ser nota a nivel nacional. Las entidades están en paz y confiamos que los resultados electorales sean aceptados por los actores y partidos políticos. A estas alturas ya habrá ganador de la Presidencia y sabremos si habrá carro completo o el electorado habrá preferido acotar, a través del Poder Legislativo, al siempre apabullante poder presidencial. Mañana se presentará el análisis de los resultados, te invitamos a seguirnos como siempre en La Jornada de Oriente.