Presidentes de comunidad de Sanctórum urgen al Congreso restituirles su derecho al voto

Juan Carlos Peña Zavala y Evaristo Ávila Hernández, presidentes de comunidad de Francisco Villa y de Álvaro Obregón, municipio de Sanctórum, respectivamente,  requirieron a la LXIII Legislatura local que les restituya el derecho al voto en el cabildo, “para mediar los atropellos” por parte del alcalde Enrique Rosete Sánchez, como la canalización incompleta de recursos.

Peña Zavala señaló que ante esta situación procedieron jurídicamente en contra de Rosete Sánchez y que en marzo pasado obtuvieron un fallo a favor dentro del expediente JDC21/2017, a través del cual la Sala Regional del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) le ordena pagar lo correspondiente a 2017.

“El año pasado le tocaba a Francisco Villa la cantidad de entre 94 mil y 95 mil pesos, pero solamente le entregaron 22, a la de Álvaro Obregón 40 mil y solo fueron 16 mil pesos. Es algo complicado, porque este recurso no alcanza para mucho, que dé lo que la ley“ establece, en tiempo y forma.


Sin precisar cifras, anotó que las comunidades enfrentan deudas por gastos en combustible para realizar traslados y de eventos en escuelas. Pero –añadió- no se ha acatado el acuerdo del TEPJF, porque un magistrado (del que no recordó el nombre) del Tribunal Electoral de Tlaxcala (TET) supuestamente  “es panista” y por ello no cumple la resolución emitida en contra del edil, quien tiene la misma filiación partidista.

Remarcó que el alcalde los “reprime” en participaciones estatales y en gasto corriente, de ahí que urgió al Congreso local a que les regrese el voto, pues no se debe esperar a que terminen las administraciones actuales.

Dijo que los presidentes de comunidad son el primer contacto con el pueblo y conocen directamente las necesidades, pero que en ocasiones los recursos no se destinan a la solución de estas o obras prioritarias.

En tanto, Evaristo Ávila Hernández demandó la entrega oportuna de recursos para la comunidad de Álvaro Obregón, pues hay un retraso en las actividades de la presidencia de comunidad, pues a pesar de que el alcalde hizo un acuerdo ante la Secretaría de  Gobierno, no ha cumplido y sigue el retardo.

Pidió la intervención del gobernador Marco Antonio Mena Rodríguez, ya que es lamentable que en lugar de estar en una rueda de prensa para denunciar esta situación, tendría que dar a conocer los avances  en obra pública. “En mi comunidad, a 34 años de fundada, no tenemos más que media calle con adoquín. Apenas está creciendo, la han malmirado mucho y rezagada”, comparativamente con otras.