Preocupa a la IP alza en el robo de combustible, asaltos al transporte y los homicidios

El robo de combustible, los asaltos al transporte y los homicidios son los tres principales problemas de inseguridad que preocupan al sector privado, de ahí que el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) en Tlaxcala, José Noé Altamirano Islas demandó a los tres niveles de gobierno redoblar la seguridad en el estado.

En conferencia de prensa, el dirigente de este sindicato patronal presentó estadísticas sobre los ilícitos de mayor incidencia en Tlaxcala y citó casos que han generado preocupación entre la ciudadanía del estado.

Con base en datos de Petróleos Mexicanos (Pemex), especificó que en 2017 se detectaron 122 tomas clandestinas y de enero a mayo de 2018 ya van 182. En robo al transporte –agregó– se contabilizaron mil 157 en 2017 y de enero a junio de 2018 ya van 517, sobre todo en el tramo de Cuapiaxtla a El Carmen Tequexquitla, el cual ya se ha vuelto “intolerable”.


Mientras que los casos de robo al tren, expuso que se registraron 92 en todo 2017 y en el primer trimestre de 2018 ya van 34, lo que proyecta que se rebasará la cifra del año pasado. El municipio de Tocatlán es el de mayor incidencia en este ilícito, así como la población de Lázaro Cárdenas en Huamantla.

Mientras que en el rubro de homicidios, con base en estadísticas del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), mencionó que se perpetraron 319 en 2017 y en el primer semestre de 2018 ya suman 88, lo que da un promedio de uno cada tres días.

Este año –abundó– se han cometido dos secuestros (en abril y junio) contra ocho de 2017, el reporte de robo a negocios arroja 171 casos en el primer semestre de 2018 frente a 435 en 2017. Lo preocupante –alertó– es que el 57 por ciento de estos ilícitos han sido con violencia en la entidad.

También refirió que de enero a junio de 2018 se han robado 932 vehículos de cuatro ruedas, mientras que el año pasado fueron en total 2 mil 157.

Antes, leyó un documento en el que planteó que para alcanzar un verdadero bienestar y también retener inversiones, captar nuevos capitales y con ello generar empleos y mejor remunerados, es preciso resolver y abatir el clima de inseguridad que se refleja en altos costos para las personas, las familias y las empresas.

“Los socios y consejeros de Coparmex han expresado su inquietud por la incidencia de delitos como homicidios, robos a negocios, robos en carretera y robo de combustible que ha ido a la alza y que se traducen en una afectación a la tranquilidad en el estado”, subrayó.

Por ello, llamó a los tres órdenes de gobierno a redoblar la seguridad del estado y que si bien “reconocemos que Tlaxcala se encuentra dentro de los primeros lugares del país en materia de seguridad, los datos y la percepción no se están acompañando entre uno y otro”.

Enlistó una serie de acontecimientos en las últimas semanas, como  el hallazgo del cadáver de un hombre sobre el Arco Norte que fue ultimado con un balazo a la altura de la cabeza, el doble asesinato de un hombre y su joven empleado en el interior de un negocio de juego de Gotcha con el tiro de gracia y con huellas de tortura, la muerte de un custodio en asalto a residencia de un empresario textil, el hallazgo del  cuerpo degollado y torturado de un consejero electoral del vecino estado de Puebla.

También la muerte de un empresario transportista encontrado con tiro de gracia en Tetla, una joven de 17 años de edad que apareció degollada y violada en límites con el estado de Puebla, la muerte de una mujer de quien se presume salió a correr y se encontró su cuerpo en terrenos de labor en Tepetitla, el abandono de cuerpos en el estado, los asaltos a las bodegas de las empresas Femsa y Pepsico, y en el Centro Vacacional La Trinidad.

El asalto por un comando a una bodega de materiales de construcción en La Magdalena Tlaltelulco, el aumento de robo a cuentahabientes de instituciones bancarias y el foco rojo del robo a transportistas haciéndose intolerable en El Carmen Tequexquitla y lo que es la ruta de Cuapiaxtla a El Carmen.

“No podemos quedar inertes o como mero espectadores ante la situación de inseguridad que priva en el estado, por ello nuestro llamado a los tres órdenes de gobierno a reforzar la seguridad no sólo en materia de inteligencia, sino también desde la base, es decir, el incremento en el porcentaje de Evaluación y Control de Confianza, pues Tlaxcala sólo tiene el 38 por ciento de elementos aprobados vigentes a mayo de 2018.

De igual manera, propuso incrementar el estado de fuerza mínimo de policías operativos en activo, ya que la recomendación es de 1.8 policías por cada mil habitantes y Tlaxcala presenta un policía por cada mil.

Abundó que se debe elevar el porcentaje de personal que cuenta con el certificado único policial, pues Tlaxcala se encuentra entre 38 y 45 por ciento en Evaluación de Control de Confianza aprobada y vigente, Evaluación de Competencias Básicas y Evaluación del Desempeño, mientras que en 100 por ciento en formación inicial o equivalente.

Propuso actualizar el Sistema de Justicia Penal, fortalecer la Academia de Formación Policial, mejorar las condiciones laborales para el fortalecimiento del desarrollo policial (el salario neto del policía en Tlaxcala de escala básica es de 8 mil 548 pesos al mes y de 9 mil 933 pesos el estándar, e incorporar los créditos de vivienda) y cumplir con la Comisión del Servicio Profesional de Carrera.

En cambio, reconoció que Tlaxcala cuenta con una Comisión de Honor y Justicia, así como con tres unidades especiales: Policía Procesal, Cibernética y Operaciones Especiales.