Por la cultura a la justicia social. Misión de la UATx. Un año más.

Por la cultura a la justicia social. Misión de la UATx. Un año más.

Por la cultura a la justicia social. Es la forma en que la Universidad Autónoma de Tlaxcala (UATx) sintetiza su misión. Significa que el cultivo de los estudiantes es lo que permite “distribuir los bienes“. Proporcionalmente de acuerdo con la contribución de cada persona a la sociedad.

Para lograrlo debe “Impartir la enseñanza superior, independiente y ajena a partidarismos políticos y religiosos, para formar profesionales en la ciencia y, en la técnica e investigadores y catedráticos de nivel universitario” (Ley Orgánica, 1981). Además de realizar investigación, y fomentar las relaciones con otras universidades.

La soberanía tlaxcalteca crea la UATx en 1976. Lo define como “organismo de servicio público descentralizado, con personalidad jurídica, patrimonio propio y plena autonomía en su régimen jurídico económico y administrativo”.


El gobierno de la UATx se deposita en las siguientes autoridades. Consejo Universitario, rector, secretarios, coordinadores y  consejos de división y de “facultad”. La autoridad ejecutiva es el rector. Este se elige cada 4 años y no puede ser reelecto en el periodo inmediato.

En la sesión del mes de febrero el rector debe “rendir” un informe de actividades desarrolladas en el año inmediato anterior y presentar el programa general de trabajo para el año siguiente. Los informes PEF permiten dar seguimiento a 3 elementos: Financiamiento público, personal académico y oferta educativa.

40 programas educativos de licenciatura se ofrecen en la UATx

En el informe que presenta el rector a la Subsecretaría de Educación Superior con fecha de corte al 31 de diciembre 2017. La matrícula de la UATx es de 16 mil 374 personas. El 95 por ciento son estudiantes de licenciatura y 5 por ciento de posgrado. La tarea principal está en el grado.

La UAT cuenta con una oferta educativa de 40 programas educativos de licenciatura en 11 campus. El 40 por ciento del total de la matrícula se concentra en 4 carreras. Criminología (mil 96), Psicología (mil 368), Médico Cirujano (mil 755) y Derecho (2 mil 273).

Si se amplía el espectro. El 70 por ciento de la matrícula se ubica en 11 carreras. Además de las señaladas: Negocios Internacionales (519), Enseñanza de Lenguas (592), Ciencias de la Educación (694), Cirujano Dentista (718), Administración (759), Contaduría Pública (770) y Enfermería (784).

Se trata de lo que los especialistas llaman una oferta tradicional. De ahí que es interesante conocer lo que la administración hace para responder a los cambios que se registra en el mercado de trabajo. Y cómo relaciona la exigencia a los estudiantes sobre creatividad, innovación y emprendimiento.

Aprender a aprender. Aprender para toda la vida

El elemento más importante que la universidad tiene para cumplir con su misión son los productores o transmisores del conocimiento y la práctica profesional. Los que intermedian entre el desarrollo de potencialidades y el conocimiento. Los que son catalogados como maestros, docentes, profesores, investigadores o intelectuales.

Los académicos son responsables de poner al centro del proceso a los estudiantes y los aprendizajes. El reglamento de la UATx los clasifica como: técnicos académicos, auxiliares de docencia e investigación, académicos de asignatura, académicos de carrera, académicos visitantes y extraordinarios, y académicos eméritos. En el caso de los de carrera se cuentan con 6 subcategorías; Asociados A, B o C y Titulares A, B o C.

La estructura de la plantilla 2017, divide a los trabajadores en 2: docente o administrativo. La UATx cuenta con 2 mil 961 trabajadores. De estos mil 630 son docentes (55 por ciento) y mil 330 administrativos (45 por ciento). Es una relación casi simétrica de un trabajador docente por uno administrativo. Destaca que 524 trabajadores administrativos laboren por honorarios asimilables.

La plantilla cuenta ademas con 122 técnicos académicos, 5 auxiliares docentes, 662 académicos de asignatura y 840 académicos de carrera de medio tiempo y tiempo completo. A los que se suman 11 instructores deportivos y/o de actividades artísticas. El peso de los académicos de asignatura es significativo. 662 frente a 722 de carrera de tiempo completo.

Financiamiento público. Subsidios, subvenciones, aportaciones e ingresos

La Ley para la Coordinación de la Educación Superior es la que se refiere al financiamiento público de las universidades. Este se integra por: a) los subsidios, las transferencias y las asignaciones de carácter ordinario; b) los programas y fondos de financiamiento extraordinario, y c) las asignaciones adicionales a las IES para atender necesidades extraordinarias.

Por subsidios, transferencias y asignaciones de carácter ordinario en 2017 la UATx recibe de la federación 612 millones 158 mil 160 pesos y 94 millones 418 mil pesos del Estado, lo que determina un subsidio ordinario de 706 millones 569 mil 16 pesos, con una aportación federal del 86.64 por ciento y estatal del 13.36 por ciento.

Los programas y fondos de financiamiento extraordinario representan 24 millones 366 mil pesos, de los que 4.1 mdp son aportados para carrera docente, 1.5 mdp para expansión de la matrícula, 1.4 mdp. para la atención de problemas estructurales, 4.1 mdp. para el desarrollo profesional docente (prodep), y 13.1 para el fortalecimiento de la calidad educativa (PFCE).

Las asignaciones adicionales a las IES para atender necesidades extraordinarias son por el orden de 38.8 mdp. A ello se suman las aportaciones por 13 millones 861 mil 39 pesos, otros productos que generan ingresos por 10 millones de pesos, y los ingresos por venta de bienes y servicios por 87 millones de pesos, para un gran total de 881 millones 21 mil 785 pesos.

El 78 por ciento de estos recursos sirven para cubrir remuneraciones. Al personal de carácter permanente 297.9 millones de pesos, al personal de carácter temporal 69.3 mdp., adicionales y especiales 16.6 mdp., seguridad social 69.8 mdp, y otras prestaciones sociales y económicas 67.4 mdp.

Plan de desarrollo institucional y profesiones del futuro

En la presentación del Plan de Desarrollo Institucional (PDI) 2014-2018 se asienta. “La UAT se asume como la Universidad de la “Autorrealización”, empeñada en la formación integral de individuos plenos, conscientes y capaces de protagonizar su propia transformación y la de las comunidades en las que interactúan, para favorecer los intereses individuales y colectivos; lo que se traduce en el papel relevante de la cultura como condición para concretar la justicia social”

Se agrega que: “La Universidad se erige como una institución que pondera la formación humanista, que centra su atención en el estudiante y que busca incidir en su plena realización, tan local y universalmente como le sea posible. Nuestro desafío es seguir abonando a una educación inclusiva y sustentable que potencie el talento de los jóvenes que se forman en nuestra Casa de Estudios, para aspirar a una sociedad más justa y solidaria, con más oportunidades y mejores niveles de bienestar”.

Es importante observar como la UATx se prepara para enfrentar los cambios en el mercado de trabajo y en la creación de “profesiones del futuro ”. Body Part Maker (Fabricante de partes del cuerpo), Nano médico, Pharmer of Genetically Engineered Crops and Livestock (mezcla de granjero y farmacéutico), Especialista en bienestar de la tercera edad, o Memory Augmentation Surgeon (Cirujano de aumento de memoria).

Asi también conocer el proceso de transformación que experimenta el personal académico al incorporar estrategias como mentoring, storytelling y gamificación. Así como el aprendizaje inverso, por proyectos, por problemas, en realidad virtual o realidad inventada.

Por la cultura a la justicia social. Oferta educativa, personal académico y financiamiento

En una sociedad del conocimiento, resulta insuficiente la transmisión. Se requiere producir, generar. La única manera es hacer investigación científica. El gobierno federal impulsa programas para alinear a las universidades públicas con ese propósito. Cuerpos académicos, organización matricial, perfiles prodep, etc.

Quien obtiene el doctorado y la membresía en el Sistema Nacional de Investigadores (S.N.I.) son un grupo de excelencia. El Centro Tlaxcala de Biología de la Conducta (CTBC) cuenta con el mayor número de investigadores (18). Le sigue el Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en Desarrollo Regional (CIISDER) con 11. La Facultad de Ciencias Básicas, Ingeniería y Tecnología con 9, Ciencias de la Educación y Agrobiología con 8 cada uno.  Y 40 más distribuidos en centros y facultades.

Los académicos –docentes e investigadores– son quienes hacen efectiva la misión: “Por la cultura a la Justicia social”.  Los académicos de tiempo completo (722) y de entre ellos los 106 S.N.I. Un año más.