No es prudente que el Ejército Mexicano salga a las calles: Movimiento Antorchista

El Movimiento Antorchista reprueba la Ley de Seguridad Interior, pues no es prudente que el Ejército Mexicano salga a las calles, además podría ser utilizado para reprimir la manifestación del pueblo organizado, señaló el dirigente estatal José Orlando Isidro Ramos, quien reprobó esta normatividad vigente en el país desde el 21 de diciembre pasado.

Cuando el marco constitucional que rige la vida de todos los mexicanos es endeble, quienes lo ejecutan es lo de menos. Primero hay que hace valer el Estado de Derecho y dar certeza y garantías a la población, refirió en rueda de prensa.

Después de esos puntos indicó- hablaremos si las policías son o no competentes, si es o no prudente que el Ejército salga, “pero desde nuestro punto de  vista no lo es. Reprobamos que haga actividades que no son de su competencia”.


Consideró que la inercia e impunidad conducen hacia una intervención de la milicia y que el único beneficio de su participación en tareas de seguridad pública, es que pudiera combatirse de manera frontal a la delincuencia, sobre todo al  crimen organizado.

En este sentido, anotó que pareciera que es correcta la ley, pero por otra parte, el Ejército podría ser  utilizado para reprimir manifestaciones del pueblo organizado, “en lo que por supuesto estamos en contra”.

Subrayó que el problema es de fondo, “porque el crimen y las formas de gobierno están muy hermanadas. Finalmente el Ejército obedece instrucciones, pues no es independiente del poder, desde el cual se ejecutan esas órdenes, por lo que  no tiene caso debatir que los militares estén fuera o adentro cuando los crímenes políticos se dan desde arriba”.

Por eso preguntó si al Ejército “lo van a sacar para perseguir a gente que está cometiendo delitos desde el poder, la verdad es que aquí la discusión pierde sentido, pues no digo que los militares van a hacerlo, pero quien los manda es también el que maquina, es una tesis que yo no puedo probar, pero hay negligencia y opacidad”.

En cuanto al ámbito estatal José Orlando Isidro Ramos reiteró que ante un “gobierno de puertas cerradas” y a un año como 2018, el cual estará matizado por el proceso electoral, el Movimiento Antorchista continuará con el toque de puertas y la petición de diálogo con las instituciones públicas.

Remarcó que eso es lo deseable, sin embargo, por la experiencia de años anteriores, no descartó que la movilización, la denuncia pública y la presión, serán nuevamente la vía para que las autoridades escuchen sus demandas.

El dirigente ofreció esta rueda de prensa, la primera del año, para anunciar que alrededor de 40 mil antorchistas poblanos marcharán el próximo 15 de este mes en esa entidad, día del informe del gobernador Antonio Gali, en exigencia de cárcel para las personas que asesinaron al alcalde de Huitzilan de Serdán Manuel Hernández Pasión.

Recordó que este crimen fue cometido el 10 de octubre del año pasado y que con base en información de la Fiscalía General del Estado, los presuntos responsables de este homicidio  fueron identificados como familiares cercanos del edil de Zacapoaxtla. Asimismo, Isidro Ramos agregó que los agremiados a este Movimiento en Tlaxcala, estarán pendientes de la convocatoria de sus compañeros de Puebla.