Los que se van a campaña

Las campañas de proselitismo de los candidatos a puestos de elección popular están en marcha y con ello cada uno de los aspirantes a representar al pueblo integran sus respectivos equipos de campaña, lo que incluye coordinadores en distintos ámbitos y “soldados” que tendrán que realizar el trabajo pesado.

En las campañas no faltarán los discursos de los candidatos ligados con la ética y la transparencia, al igual que en el gobierno y en los ayuntamientos de que se respetará la legislación electoral.

Sin embargo, ese discurso será falso si las áreas administrativas no hacen su trabajo y exigen la licencia a cada una de las personas que anden en las campañas de los candidatos.


Qué podrá opinar el alcalde de Apizaco si le preguntan a qué responsabilidad dará prioridad: ¿a gobernar el municipio para el cual la población depositó la confianza en él? o ¿a coordinar la campaña de Ricardo Anaya Cortés en Tlaxcala entre las huestes del Partido Acción Nacional? ¿No sería más ético solicitar licencia al cargo para trabajar al 100 por ciento en la campaña?

Lo mismo ocurrirá en el gobierno con los burócratas que se irán a campaña con la venia de su jefe inmediato. Si el gobernador Marco Mena dijo que “hay un cambio de fondo en el modo y aptitud de ejercer el dinero de los contribuyentes tlaxcaltecas”, entonces debería exigir que presenten licencias sin goce de sueldo quienes se vayan a las campañas y el dinero que se ahorre se destine a acciones de beneficio de la sociedad.

Y en el Congreso ni qué decir, pues los diputados son un claro ejemplo de la falta de responsabilidad y ética política, pues por un lado no asisten a sesionar y por otro buscan la reelección u otro cargo. Sería reprobable que no llamen a sus suplentes una vez que entre en vigencia su licencia, ya que no podrán andar en campaña y atender asuntos pendientes en el Poder Legislativo, si bien para ese entonces estará en funciones la comisión permanente.

La sociedad debe estar atenta al actuar de sus autoridades y de sus candidatos para perfilar su voto en las urnas el 1 de julio.