La reforma educativa es un reto para Hugo

Hugo Ortega Lima es oriundo de una ranchería del municipio de Tlaxco y su motivo para ser docente es porque le gusta enseñar e interactuar con las personas, sobre todo a los niños que son el futuro de México
Hugo Ortega Lima es oriundo de una ranchería del municipio de Tlaxco y su motivo para ser docente es porque le gusta enseñar e interactuar con las personas, sobre todo a los niños que son el futuro de México

Hugo proviene de una familia humilde y se ha enfrentado a muchos retos durante su preparación académica. Actualmente cursa el primer grado de la Licenciatura en Educación Primaria en la normal urbana federal Emilio Sánchez Piedras, en la ciudad capital.

Seguro de sí mismo, este joven afirma que los obstáculos que ha afrontado los ha superado con trabajo y dedicación, por eso asegura que la reforma educativa que enfrentará cuando egrese de la normal será un reto que emprenderá con la mejor preparación pedagógica.

“Todos tenemos retos en nuestras vidas y está en nosotros superarlos o no, por eso hoy más que nunca me preparo al 100 por ciento para ser uno de los mejores maestros de Tlaxcala y enfrentar bien preparado los retos y desafíos de la reforma educativa” que fue promulgada por el presidente Enrique Peña Nieto el año pasado.


Hugo Ortega Lima es oriundo de una de las rancherías del municipio de Tlaxco y está consciente de que la preparación es fundamental para sobresalir profesionalmente y mejorar las condiciones de vida, tanto de los menores a los que se les enseña, como de sus padres de familia y la de ellos mismos como docentes.

Actualmente este joven es alumno de primer grado de la Licenciatura en Educación Primaria en la Normal Urbana, además destaca la actualización permanente que reciben los 36 maestros que conforman la plantilla laboral, pues contribuye a una mejor formación de los 384 alumnos.

De hecho, asienta que gracias a ello la preparación que reciben los alumnos en la escuela es dinámica e involucra diversos sistemas de enseñanza–aprendizaje para que la comunidad educativa conozca la diversidad pedagógica y tenga más herramientas para desempeñar su labor social de educar.

“Es muy importante que los futuros docentes se actualicen y se capaciten de manera permanente ante la globalización y hay que echarle muchas ganas, saber de todo y que el docente debe estar capacitado para enfrentar bien preparado los retos de la reforma educativa”, manifiesta.

Para este joven, lo mejor es que la Secretaría de Educación Pública del Estado (SEPE) capacite a los maestros de manera permanente, pues “esto nos permite contar con maestros bien preparados que contribuyen a nuestra formación académica, además la secretaría pone en marcha programas que podemos aplicarlos con los niños de primaria para tener nuestras primeras experiencias, generar modelos y diseñar estrategias del proceso enseñanza–aprendizaje”.

En este tenor, Hugo resalta que uno de los programas que permite a los alumnos de la normal contar con las primeras experiencias con los alumnos de primaria es el de Huertos Escolares, que fue puesto en marcha por la actual administración de la USET, que encabeza Tomás Munive Osorno.

“En huertos escolares hacemos las camas para preparar la siembra de hortalizas, preparamos todo el terreno para que los niños de preescolar y primaria que nos visitan, vean los cuidados que le damos al huerto, esto nos permite interactuar e involucrarnos directamente con los niños y apoyamos a los maestros en reforzar, por ejemplo, la materia de ciencias naturales y los niños aprenden con este sistema de aprendizaje vivencial”.

Hugo está convencido que los niños y jóvenes de la actualidad aprenden de manera más rápida a través de experiencias vivenciales e interacción.

“Los sistemas pedagógicos actuales obligan al maestro a rediseñar el sistema de enseñanza–aprendizaje, combinar adecuadamente la teoría y multiplicar la práctica, involucrar más al alumno e interactuar adecuadamente para alcanzar un aprendizaje efectivo en el estudiante”, sostiene.

El alumno de primer año señala que los retos para los futuros docentes deben ser enfrentados con la mejor preparación académica.

“Los retos que enfrentaremos los futuros docentes serán saber de todo un poco, diseñar modelos de enseñanza–aprendizaje para elevar la calidad educativa, considero que en la actualidad el niño ya no nada más debe aprender de manera tradicional, debe aprender experimentando y viviendo el aprendizaje”.

Hugo sabe que ser maestro no será nada fácil, pero confía en que su entrega y labor por México contribuirá a la educación de los tlaxcaltecas.

“Mi motivo para ser docente y estudiar la Licenciatura en Educación Primaria es porque me gusta enseñar e interactuar con las personas y brindarles lo mejor de mí para poder ayudar a las futuras generaciones a destacar para que sean buenos alumnos y excelentes profesionistas, y que mejor que enseñar a los niños que son el futuro de México”.