Instruyen a personal de la PGJE en libertad de expresión y derechos humanos

A fin de fortalecer un entorno seguro y respetuoso hacia la ciudadanía, el personal que conforma la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) fue capacitado por la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) respecto al ejercicio de la libertad de expresión y el respeto a las garantías individuales.

En primera instancia, la finalidad de esta actividad es fomentar entre los servidores públicos una cultura de respeto a la labor que realizan los representantes de medios de comunicación al momento de cumplir con su trabajo, dejando en claro que también las funciones de estos deben ser respetadas.

Los derechos humanos y la libertad de expresión son temas de suma importancia para la institución, por lo que el procurador José Antonio Aquiáhuatl Sánchez ha instruido a que se establezcan los mecanismos necesarios para que estos derechos sean garantizados.


Durante el curso, los participantes obtuvieron las herramientas y conocimientos necesarios para responder de la mejor manera cuando periodistas y servidores públicos converjan en una misma escena.

Esta capacitación estuvo dirigida a trabajadores de diversas áreas de la PGJE de distintas regiones del estado, en donde se explicó la importancia de crear un ambiente de sensibilidad entre comunicadores y servidores públicos.

Por otra parte, en materia de derechos humanos el objetivo es fortalecer el servicio que brinda el personal de las diferentes áreas que conforman la institución, a fin de garantizar el trato digno y el respeto irrestricto a las garantías de las personas.

Todo lo anterior por ser los derechos humanos un aspecto ineludible dentro del Sistema de Justicia Penal, para el cumplimiento de los objetivos de pleno respeto a las garantías y derechos de las personas en la actuación de las autoridades, y en el ejercicio de sus tareas como servidores públicos.

Así, la Procuraduría de Tlaxcala implementa acciones que permiten ofrecer un servicio eficaz y expedito a las personas que son víctimas de algún delito, generando las condiciones necesarias para erradicar la revictimización.