Inseguridad no afecta a tortilleros porque “no vale la pena asaltar” estos negocios: Carit

Inseguridad no afecta a tortilleros porque “no vale la pena asaltar” estos negocios: Carit

El problema de la inseguridad no le ha pegado a los industriales de la masa y la tortilla de Tlaxcala, pues “la delincuencia nos ve y han de decir que no vale la pena asaltar una tortillería” por lo mal que está el sector, informó el presidente de la cámara del ramo, Cruz Mora Avendaño.

“No hemos tenido ningún hecho delictivo y esperamos no tenerlo, porque son pocas nuestras ganancias y con esto sería problema”, agregó en entrevista.

El dirigente de la Cámara Regional de la Industria de la Masa y la Tortilla (Carit) citó que los principales problemas para los agremiados son el comercio informal y otros negocios que venden su producto por debajo de los costos de producción, lo que les lleva a pensar que es de dudosa procedencia sus insumos.


“El costo de producción es de 10 pesos el kilo de tortilla y hay negocios que venden por debajo de este precio. Hemos hecho este comentario con la autoridad, pero no se ha presentado una denuncia, no se sabe de dónde proviene ese dinero para ofrecer el producto a tan bajo costo”, observó Mora Avendaño.

Por el momento, dijo que la situación está “cordial” entre los socios de la Carit en cuanto al abasto de maíz, ya que la cosecha del ciclo agrícola primavera–verano 2017 se vendió en noviembre y diciembre, en enero se paró la venta y ya están empezando a vender en esta última quincena de marzo, “tenemos maíz del Bajío, de Tamaulipas y Veracruz”.

En cuanto al precio del maíz, refirió que los híbridos están en 4.20, 4.30 pesos el kilogramo y los de mejor calidad, como el de Sinaloa, está en 5 mil 500 pesos la tonelada, “se ha mantenido estable el precio porque hay abasto de este insumo para la industria de la masa y la tortilla”.

Por otra parte, Cruz Mora mencionó que los agremiados a la Carit no han recurrido a los apoyos que otorga el gobierno a este sector.

“Hemos solicitado conocer cuáles son los apoyos para el sector, pero todo está enfocado a comprar maquinaria y eso implica tener una deuda de 150 mil pesos más intereses, entonces se vuelve un poco impagable y por esa razón no se accede a los apoyos del gobierno”, puntualizó.

El dirigente de la Carit también recordó que los socios de la capital tlaxcalteca decidieron no aumentar el precio del kilo de tortilla para no perder ventas, en virtud de que la actividad desleal les hace perder competitividad y mejor han determinado reducir su margen de utilidad en el presente año.