Zona de Texmelucan es el “nuevo triángulo rojo”, acusa presidente del COE

La zona de Texmelucan puede ser considerada el “nuevo triángulo rojo”, ya que el robo de combustible está a la orden del día, dejando graves consecuencias, como el enfrentamiento entre huachicoleros y militares, que a su vez derivó en un bloqueo en la autopista México–Puebla, a la altura de Santa Ana Xalmimilulco, denunció César Bonilla Yunes, dirigente del Consejo Nacional de Organismos Empresariales (COE).

El presidente pidió al gobierno del estado de Puebla y al federal aplicar en esa zona la misma estrategia que se usó en municipios como Palmar de Bravo, Quecholac, Acatzingo, Acajete, Tepeaca y Tecamachalco, para reducir el robo de combustible y la inseguridad.

A nombre de los integrantes de la agrupación, condenó y lamentó los hechos ocurridos en la citada autopista, donde huachicoleros y supuestos pobladores incendiaron  tráileres para bloquear el paso, en protesta por la detención  de uno de sus miembros.


“Consideramos que parte de los operativos que se realizaron en la zona donde se realizaba anteriormente la extracción de combustibles en los ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex) funcionaron, por ello expresamos que sería adecuado que se aplicaran estrategias similares en donde actualmente se tiene esta problemática”, consideró.

Bonilla argumentó que es de vital importancia que las autoridades estatales se comprometan con la ciudadanía, a fin de garantizar la seguridad de todos los habitantes de Puebla y quienes transitan por las carreteras de la entidad, pues de lo contrario se ahuyentarán las inversiones.

El empresario inmobiliario ensistió que la estrategia de combate a la sustracción ilícita de combustible de ductos de Pemex fue exitosa en el triángulo rojo, por lo que medidas similares en Texmelucan, donde en los últimos meses se ha recrudecido este delito, también podría dar buenos resultados.

“Los empresarios que integramos el COE consideramos que esta situación (el bloqueo) no tiene por qué repetirse, es necesario que las autoridades estatales, quienes mantienen el control de la seguridad en San Martín Texmelucan, en coordinación con la autoridad federal y el Ejército implementen estrategias de inteligencia policial que son necesarias para evitar este tipo de desmanes”.

El líder del COE expresó que que otro punto que tiene que atenderse es la revisión, por parte de los senadores, del marco jurídico del Código Penal, así como las medidas cautelares que se aplican actualmente a los huachicoleros detenidos.

Expuso que existen lagunas que los delincuentes utilizan para evadir la justicia y queda en libertad prácticamente de manera inmediata, lo que les permite seguir cometiendo ilícitos de manera recurrente.