Vecinos de Nativitas sostienen que Mario Marín Torres se esconde en esa región

El círculo parece estarse cerrando en torno a Mario Plutarco Marín Torres, quien desde hace cinco meses tiene la calidad de prófugo de la justicia y es buscado por la Interpol en más de 190 países, debido a la conjura que protagonizó, a finales de 2005, contra la periodista Lydia Cacho Ribeiro.

Vecinos ubican al exgobernador de Puebla en la Sierra Mixteca, concretamente en , la junta auxiliar del municipio de Coyotepec, donde el llamado góber precioso nació hace 65 años, el 28 de junio de 1954.

La presunción de que el priista no ha salido del territorio estatal se ha afianzado en las últimas horas por las versiones periodísticas dadas a conocer este lunes, en las que se afirma que Marín Torres acudió campante a una fiesta en el Rancho El Pastor, localizado en Tenextepec, una de las zonas residenciales más lujosas del valle de Atlixco.


El portal local Página Negra, especializado en la cobertura de información sobre inseguridad y violencia, reveló que el 28 de julio Rafael Forcelledo Caram, quien fue secretario de Gobernación en el ayuntamiento de San Andrés Cholula cuando Marín era mandatario estatal, agasajó en un convite al político tricolor.

La Jornada de Oriente acudió al sitio referido, pero ni el personal del rancho ni los clientes que rentan las caballerizas del lugar, accedieron a brindar información.

No obstante, empleados de Hidrosel Produce, una fábrica contigua, confirmaron que el 28 de julio sí hubo una fiesta en “El Pastor”, el mismo lugar donde hace cuatro años le ofrecieron una fiesta a Marín Torres en ocasión de su aniversario número 61, según consta en fotografías, videos y reportes periodísticos.

Desde hace aproximadamente mes y medio, hay pobladores de la Mixteca poblana que aseguran haber visto al góber precioso en su pueblo natal: Santa María Nativitas Cuautempan.

Nativitas es una comunidad árida y desolada localizada en el corazón de la Sierra Mixteca y según las fuentes consultadas, es un lugar estratégico geográficamente porque desde ahí se puede percibir cualquier incursión policiaca por las carreteras de la región, lo cual le permitirían a quien precisara hacerlo, huir por veredas y caminos rurales hacia Oaxaca, Guerrero e incluso Veracruz, rodeando por la ciudad de Tehuacán.

No solo eso: a decir de quienes sostienen la versión, Nativitas es un buen sitio para esconderse hasta de una operación encubierta porque, debido a la poca cantidad de vecinos –la mayoría ancianos o niños, porque los adultos han migrado a Estados Unidos–, prácticamente todos se conocen y fácil detectar a un fuereño.

Además, se sabe que la mayoría de los habitantes de Nativitas Cuautempan y de otros poblados vecinos como Cuatro Rayas, Huejonapan, San Pablo Ameyaltepec y San Mateo Zoyamazalco, son sumamente leales al “góber precioso” y no lo delatarían, antes lo ayudarían a escapar, pues durante su gestión como mandatario estatal no solo realizó obras públicas como carreteras, puentes y arreglo de caminos, dotación de agua potable y otros servicios, sino que incluso ayudaba a resolver los problemas de carácter particular de sus paisanos, al punto que muchos de ellos se volvieron parte de su grupo político y hasta trabajaron en su gobierno en dependencias creadas para ellos ex profeso como La Oficina de Atención a Mixtecos de Puebla.

Otras versiones especulan acerca de que el político poblano habría abandonado el país para refugiarse en Austria, pues allá reside su hijo mayor, Mario Marín García, quien en 2013 se casó con la ciudadana austriaca, Nadja Ludne, pero las fuentes oficiales consultadas no dan mucho crédito a esta especie, pues aseguran que las aduanas fueron alertadas a tiempo y no hay reporte de su salida, como sí la hay de Kamel Nacif, el otro conjurado contra la autora de Los Demonios del Edén, el poder que protege la pornografía infantil, quien salió de México rumbo a Libano un mes antes de que se conociera su orden de detención.

Lo cierto es que en Puebla se presume que Marín Torres estaría protegido por una red de antiguos colaboradores que, incrustados en los poderes Ejecutivo y Judicial de la entidad, le habrían avisado con suficiente tiempo para escapar por la orden de aprehensión que el 11 de abril pasado la magistrada María Elena Suárez emitió en su contra y la de otros participantes de la afrenta contra Lydia Cacho, como el exdirector de la Policía Judicial, Hugo Adolfo Karam Beltrán y el Nacif Borge, protector de Jean Thouma Hannah Succar Kuri, acusado de los delitos de pederastia y pornografía infantil.

El 15 de abril Fermín Alejandro García Hernández reveló en La Jornada de Oriente que “una filtración que surgió desde el Poder Judicial federal en Quintana Roo permitió al exgobernador de Puebla buscar un amparo para protegerse de la orden de aprehensión girada en su contra –que se emitió el 11 de abril– por el delito de tortura en contra de la periodista y activista Lydia Cacho Ribeiro”.

Cabe recordar que, a mediados de junio, Lydia Cacho escribió en twitter: “Una fuente al interior de la Agencia de Investigación Criminal, me informa: ya localizamos al exgobernador prófugo Mario Marín, sigue en México, pero el fiscal general no tiene interés en su detención ¿y si usted va por él doña Lydia? #LoQueMeFaltaba @FGRMexico”.