UNTA instala plantón indefinido frente al Registro Nacional Agrario

Integrantes de la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas (UNTA) mantienen un plantón indefinido frente a las oficinas del Registro Nacional Agrario, en demanda de la regularización de 150 predios y la destitución de la titular de la dependencia federal, Adela Cerezo Bautista.

Los campesinos han instalado un campamento frente a las instalaciones de la dependencia federal, por lo que se encuentra bloqueada a la circulación vehicular la calle 13 Norte, entre Reforma y 2 Poniente.

El delegado de la UNTA en Puebla, Eduardo Hernández Ponce, exigió la salida de Adela Cerezo, por asegurar que alienta la dilación en la calificación de los trámites y emite calificaciones negativas, demostrando su falta de sensibilidad y trato con las organizaciones sociales.


 

 

“La delegada entorpece el trabajo y obstaculiza la solución a los asuntos de los ejidos y comunidades”, acusó

Hernández Ponce, con ocho años de trabajo y gestión en asuntos agrarios, fue nombrado  este fin de semana por los agremiados a la organización.

En otro tema, el delegado de la UNTA anunció la creación del Frente Único del Campo (FAC) que está conformado por cuatro organizaciones a nivel nacional, Coduc, UNTA, la Cioac y MST.

El frente tiene como objetivo construir una agenda común que promueve la reorientación de las políticas públicas hacia el campo y un nuevo modelo de desarrollo en el sector rural.

En ese sentido, dijo que este lunes promoverán la conformación del frente en el ámbito local y su puesta en marcha, por lo que invitó a las organizaciones campesinas, sindicatos, asociaciones civiles, sociedades productivas, representativo, fortalecido, en pro d ela lucha por la desarrollo de los medios de producción.

Por su parte, la delegada Adela Cerezo Bautista informó que los inconformes ya fueron atendidos, pero dejó en claro que el dominio pleno de la tierra no se tramita en Puebla, sino en las oficinas de la ciudad de México.

Además refutó que haya una intención de entorpecer los procedimientos, cuando aseguró legalmente existen 60 días para dar una respuesta a la petición.

Aseguró que quien da los recursos lo define la Federación y no el estado.

“Estamos para atenderlos, pero sabemos que la UNTA quiere ser atendido por Rosario Robles”, sostuvo.

Al final, la delegada federal informó que el registro Agrario no atiende asuntos sociales sino legales, para dar certeza jurídica a los campesinos.

Insistió: “La UNTA está siendo atendida, no es un asunto político sino de falta de información. Si no cumplen con el procedimiento no hay registro para la regularización de predios”.