El terror es el hilo conductor de las siete obras montadas por la compañía Cartucho quemado

El terror como el motivo de una programación teatral diversa en la que se incluye danza butoh, pintura, comedia, suspenso y por supuesto miedo provocado por escenas del imaginario popular contemporáneo. Bajo el nombre de Pánico Tour en el Teatro Fantasma, la compañía Cartucho Quemado ofrece siete obras dedicadas a este género.

Gerardo Morbius es director y autor de algunas de las piezas que forman parte de este proyecto con 20 años de trayectoria que ha encontrado en el Espacio 1900 un espacio ideal y natural del miedo.

Ahí, durante toda la semana, se ofrecen las siguientes puestas en escena: Fractal, una pieza de danza butoh autoría de Enrique Vega (lunes, 20 horas); Sangre astillada, inspirada en un hecho real con danza y visual a cargo de Mayra Barrientos (martes,19:30 horas); y Posesión infernal, una pieza de terror puro centrada en la mirada del poseso (miércoles, 19:30 horas); Bienvenido al inframundo, una comedia que incluye catrinas y catrines (jueves, 19:30 horas); La oscuridad, cinco historias de terror en torno a la penumbra (viernes, 19:30 horas); La casa deshabitada, nutrida de abandono y tres personajes con un final abierto e inesperado (sábado, 19:30 horas), y Pánico Tour, un recorrido de terror programado los días domingo a las 18, 19 y 20 horas.


Este último, señaló el director y productor, es un recorrido por el Espacio 1900 en el cual el público se ve acompañado y sorprendido por diversas escenas de terror, por “imágenes teatrales” que son electrizantes para el espectador. Estas, acotó, se acompañan por una banda sonora rica, y por una iluminación escasa que apenas si deja ver los pasillos, los salones, las escaleras y el sótano del Espacio 1900.

Se trata, apuntó durante una entrevista, de ofrecer el ambiente y la estética de un género al que el público, pese a todo, quiere ver. “La gente quiere sentir miedo. Le gusta y quiere sumergirse en él. El público goza, quiere ver lo desconocido y este teatro se presta, se viste solo”.

Completó que el terror es un género que no solo provee de miedo sino que en ocasiones sirve de catarsis y da paso a otros sentimientos como la tristeza. Aquí –afirmó el director de Cartucho quemado– el llamado a “dejarse llevar, a ponerse en las manos del actor, a olvidarse por un rato de lo cotidiano y a dejarse espantar”.

Para apartar lugares y conocer más se puede visitar en facebook Pánico Tour en el Teatro Fantasma, o llamar al 2225269682 y 2228389761.